CineEntretenimientoReportajes

Crítica de Todo a la Vez en Todas Partes

Un drama familiar con una trama de lo más alocada

Últimamente siento que el tema de la familia se esta tratando mucho más en todos los medios, incluido el cine. Videojuegos como Night in the Woods o películas de animación como Turning Red o Encanto han hablado desde la perspectiva de una nueva generación que comprende que los más mayores no son quienes siempre llevan la razón, y lo importante que es hablar las cosas e intentar comprender el punto de vista de la otra persona. Y este ha sido el caso de Todo a la Vez en Todas partes, la nueva película producida por A24.

Y es que esta propuesta es, ante todo, original.  Los directores Dan Kwan y Daniel Scheinerts, o mejor conocidos como los «Daniels» han juntando multitud de conceptos para crear algo nuevo: Teorías de universos paralelos, drama familiar, acción basada en las películas orientales y un humor absurdo. Vamos, que la película habla un poco de Todo, a la vez, en Todas Partes.

La película de los Daniels comienza de una forma bastante rutinaria. Nos encontramos a Evelyn Quan Wang (Michelle Yeoh), una migrante proveniente de China que vive en EEUU dirigiendo una lavandería junto con su marido Waymond (Jonathan Ke Quan) y su hija (Stephanie Hsu). Vemos sus dificultades para ajustar todas las facturas y cuentas del negocio mientras lidia con el cumpleaños de su padre, al que quiere causar una buena impresión, y del dilema de su hija sobre si decir a su abuelo que ésta tiene novia.

Con este planteamiento tan natural, donde la preocupación de nuestra protagonista es que su negocio no se vea cerrado por irregularidades en las facturas, saltamos a otro completamente fuera de tono: Los viajes entre dimensiones.

Aquí se nota una clara inspiración en el clásico Matrix. Un personaje que conoce todas estas incógnitas guía a la protagonista a través de un mundo que desconoce. Así aprendemos sobre cómo funciona la teoría de los universos paralelos en el mundo creado por los Daniels.

A partir de aquí, la trama pasa a ser una del viaje del elegido. Evelyn tendrá que aprender técnicas procedentes de realidades alternativas para hacer frente a la amenaza que pone en peligro a todo el multiverso sembrando el caos. Solo es cuando nos acercamos a la segunda mitad de la película que volvemos al drama familiar.

Captura Todo a la Vez en Todas Partes
Burocracia y dilemas sobre la naturaleza humana, una combinación letal

Aunque Todo a la Vez en Todas Partes tiene una duración larga, situándose en los 130 minutos, se consigue hacer amena gracias a su uso del humor, aunque a veces se pase de burdo y resulte algo forzado, y de sus increíbles escenas de acción.

Y es que aunque la trama de Todo a la Vez en Todas Partes me haya gustado bastante y hable de temas actuales respecto a los dramas y las relaciones familiares, además de representar de forma natural a personas del colectivo LGBTQ+, que siempre se agrace, donde destaca esta película es en su apartado visual.

Por un lado tenemos las escenas de acción, que además de contar con una coreografía muy vistosa, también cuenta con profesionales como la ya mencionada Michelle Yeoh que, con su amplia experiencia participando en películas de artes marciales, borda por igual las escenas de diálogos y las de acción. Aunque sí que es verdad que estas escenas empiezan a escasear cuando llegamos al último tercio de la película.

Pero por el otro, e incluso más llamativo, tenemos a la edición y efectos, cuyo papel es representar este lugar lleno de dimensiones. Las secuencias de imágenes, juegos de cámara, transiciones y similares son solo alguno de los recursos que no para de utilizar Todo a la Vez en Todas Partes para que el espectador no esté aburrido ni un solo segundo.

Gif Todo a la vez En Todas Partes
La película no para de jugar con el concepto de los universos alternativos

Cuando juntas ambos apartados tienes una película con un ritmo muy bueno, que sabe intercalar de una forma muy amena las escenas más vistosas con las que necesitan más espacio y calma para desarrollarse.

La base de Todo a la Vez en Todas Partes es muy sólida, pero es su cast el que logra empujarla al siguiente nivel.

Además del gran papel de Michelle Yeoh como protagonista, tenemos un gran plantel de actores y actrices. Jonathan Ke Quan logra muy bien interpretar a las diferentes versiones de su personaje, tanto en las expresiones como su tono de voz, haciéndolos distintivos al instante. Por su parte, Jamie Lee Curtis interpreta un papel de lo más llamativo que ha resultado de mis favoritos debido a las sorpresas que ofrece.

Stephanie Hsu quizás es quien realiza la interpretación más plana, pero en parte porque es lo que su personaje requiere. Aún así la figura de Joy, hija de la protagonista, en ocasiones se siente un poco sosa cuando la comparamos con el resto de papeles tan variados y con una personalidad mucho más marcada.

Captura Todo a la Vez en Todas Partes
Cada personaje que se han molestado en desarrollar nos dará alguna sorpresa

Por último, quizás encontramos con que los personajes secundarios se sienten muy desaprovechados, siendo una película centrada exclusivamente en sus personajes principales, sin contar el caso de la interpretada por Jamie Lee Curtis.

En definitiva, Todo a la Vez en Todas Partes ha resultado ser una gran sorpresa. Con una trama interesante que habla sobre el sentido de la vida, las oportunidades perdidas y la importancia de la gente que tenemos cerca, es fácil empatizar con alguna de estas ideas. Además, su impresionante apartado visual te mantendrá enganchado durante sus más de dos horas de duración, por lo que nunca te aburrirás viéndola.

Su único punto más criticable es ese uso del humor absurdo que en ocasiones se limita simplemente a hacer bromas con culos o juguetes sexuales, convirtiendo algunas escenas que podrían haber sido emocionantes en algo que simplemente dan ganas de ignorar y seguir adelante.

Aún así, gracias a todas sus cualidades, creo que todo el mundo saldrá contento de ir a ver Todo a la Vez en Todas Partes, ya sea por uno de sus apartados u el otro. Si te apetece ver algo original, dale una oportunidad a la nueva película de los Daniels.

Todo a la Vez en Todas Partes

Puntuación Final - 8.5

8.5

Recomendado

Todo a la Vez en Todas Partes es una alocada aventura que junta muchos conceptos, pero lo hace de tal forma que nunca resulta confuso ni aburrido para el espectador.

User Rating: Be the first one !

Regas

Educador infantil, redactor de videojuegos, estudiante de pedagogía, speedrunner amateur y Dungeon Master vocacional. Luego me pregunto por qué apenas duermo.
Apoya el contenido de NaviGames con tus compras en Amazon
Botón volver arriba
X