AnálisisPS5

Cuphead: The Delicious Last Course – Análisis PS5

¡Ms. Chalice y el Chef Saleroso os esperan en la Isla Tintero IV!

Han pasado algo más de cuatro años desde que se anunció el contenido extra en el que estaban trabajando las mentes pensantes de Studio MDHR, padres del Cuphead original de 2017. Cuatro largos años de espera han pasado y, por fin, tenemos en nuestras manos (digitalmente hablando, puesto que inexplicablemente el juego sigue sin estar disponible en físico) The Delicious Last Course, el primer y único DLC de la obra maestra indie. ¿Os apuntáis a un análisis rápido?

Un buen día, Cuphead y Mugman reciben un mensaje de un barquero en uno de los puertos de sus islas: El legendario cáliz necesita vuestra ayuda. Así es como empieza The Delicious Last Course, con los hermanos camino a ayudar a Ms. Chalice a salir del plano astral en el que se encuentra y recuperar su cuerpo. En la Isla Tintero IV conocerán al Chef Saleroso, que nos pedirá recoger diferentes materiales derrotando a los jefes de la isla para cocinar la famosa fantastitarta, postre capaz de devolverle su cuerpo a Ms. Chalice.

Es así como el juego nos presenta un nuevo amuleto llamado galletita astral; al equipárnoslo podremos jugar como el tercer personaje oficial y protagonista absoluta de la historia: Ms. Chalice. Nuestra cáliz favorita, al recuperar su cuerpo momentáneamente gracias a la galleta, hace que el juego base de por sí dé un cambio bastante significativo, ya que tiene habilidades y movimientos totalmente exclusivos de los que carecen Cuphead y Mugman.

Y es que estas nuevas habilidades de las que os hablo cambian por completo la forma de jugar a Cuphead: el parry que antes siempre estuvo en la X (o en el botón de salto, para entendernos) ahora está en el R2 (o botón de dash) para, además, tener un doble salto y una voltereta que te hace invencible si sabes usarla correctamente. ¿Cuál es el truco de estas ventajas? Que no puedes modificar tus amuletos puesto que tú misma eres un amuleto como tal, así que olvídate de colocarte algo que te dé vidas extras o que cambie tu dash (o esquive).

He comprobado estos cambios de primera mano y vaya si se nota la diferencia entre jugar con Mugman, por ejemplo, y Chalice. De hecho, el DLC como tal creo que está planteado para pasártelo con ella para hacerlo más llevadero y se nota mucho en los patrones de ataque de los enemigos o, cómo no, en el Enroque del Rey, una zona claramente pensada para nuestra cáliz de la que hablaremos más adelante. En resumen: es muy satisfactorio revisitar jefes antiguos del juego e incluso necesario para hacer el 100% de logros (trofeos) del juego del que, cómo no, también os contaré un poquito luego.

La Isla Tintero IV nos presenta un escenario algo más pequeño pero que mantiene las mismas características de las otras tres: seguimos teniendo atajos, una moneda escondida oculta, los NPCs, la tienda… exceptuando dos diferencias muy notables. ¿La buena? Tenemos el ya mencionado Enroque del Rey, una zona inspirada en el ajedrez desarrollada en stop-motion de forma magistral en la cuál tenemos cinco jefes con los cuáles no lucharemos a disparos como con el resto, sino que los derrotaremos a base de parries. ¿La mala? No tenemos ningún nivel Run n’ Gun, uno de los mejores retos del juego base y que se echa en falta claramente aquí.

Una vez que finalicemos los cinco desafíos del Enroque tendremos una Boss Run en la que tendremos que derrotar a los cinco seguidos; si morimos, empezaremos de nuevo. Pero no desistáis: cada vez que derrotéis a uno de estos mini-jefes recuperaremos nuestras cuatro vidas, así que no es tan difícil como pueda parecer en un principio. Independientemente, es una zona divertida y diferente que, por desgracia, se queda algo corta, lo que nos lleva a nuestro siguiente punto.

Y es que hay una serie de puntos fuertes y flacos en este nuestro delicioso último curso que creo que debo comentar como fan acérrimo de la franquicia Cuphead que soy (y como uno de mis juegos favoritos). Yendo primero con lo bueno (y aparte de todo lo mencionado anteriormente), Studio MDHR demuestra el talento que tiene en sus filas con una cantidad de nuevas animaciones y diseños de personajes a la altura e incluso mejores que antiguos diseños de jefes del juego base. En concreto, el jefe final tiene algunas de las mejores animaciones y transiciones que he visto jamás, lo cuál puede llegar a ser un pequeño problema: el juego, los personajes y sus fondos son tan sobresalientes que a veces es complicado seguir los proyectiles que nos lanzan. La música, por otra parte, es también otro gran punto fuerte.

Hablando de lo malo… hay un gran problema con este contenido extra y es que los cuatro años de espera se han traducido en un DLC de menos de dos horas de duración. Por supuesto, la duración de un juego así depende por completo de la habilidad de cada uno tras los mandos, pero objetivamente estamos hablando de seis jefes de historia, otros cinco mini-jefes del Enroque y un jefe secreto, dicho sea de paso, bastante corto también. También en la versión en castellano nos encontramos con algunos errores de traducción menores aparte de los títulos de los niveles volverse invisibles; si cambias a cualquier otro idioma sí puedes ver el nombre del nivel pero en castellano no.

Si al acabar notáis que os habéis quedado con ganas de más porque, como a mí, se os ha hecho corto el contenido y tenéis más ganas de Cuphead (somos masoquistas, nos gusta pasarlo bien-mal) deberíais tomar nota de todo lo extra que hay en el juego y que ahora os voy a relatar. Desde pequeños detalles a contenido secundario con diferentes recompensas. Y es que el vídeo que os dejo arriba es un buen ejemplo: en la Isla Tintero IV nos encontraremos con una chica cactus que nos hablará constantemente de diferentes personajes del juego, como pista para derrotarlos usando a cierta cáliz… En este caso, deberíamos derrotar a todos los jefes del Cuphead base para que nos den un atuendo exclusivo de Ms. Chalice en su versión dorada. Una quest secundaria bastante curiosa y técnicamente secreta (que aún tengo por hacer).

Vídeos aparte, ¿recordáis el final malo de Cuphead? Sí, sí, ese en el que los protagonistas se vuelven malvados al unirse al séquito del Diablo. Pues Studio MDHR ha tenido el detalle de incluir a Ms. Chalice en la ecuación, añadiendo un final alternativo nuevo que podéis ver aquí. Además, tenemos el sistema de trofeos, que nos deja desafíos como tener 9 puntos de vida al mismo tiempo, sacar un rango S en uno de los nuevos jefes (sacar S en todos los jefes en Modo Experto es necesario para el 100% del juego en sí, ojo) e incluso el uso del amuleto maldito… Al equipárnoslo, tendremos un solo punto de vida y nuestros disparos y habilidades irán cambiando constantemente en medio de la pelea. Cuando derrotemos a 10 jefes con él, nos darán un trofeo y el amuleto, antes apagado, despertará por completo.

Está claro que el futuro del estudio de los hermanos Moldenhauer es especialmente brillante. Como fan, me gustaría que siguieran creciendo para hacer el desarrollo de sus juegos más asequible pero sin perder su esencia como han demostrado en este Delicious Last Course con animaciones, transiciones, diseños y jugabilidad brillantes en todos los aspectos. ¿Cuál será el siguiente proyecto de Studio MDHR? ¿Veremos Cuphead 2 o irán directamente a un nuevo proyecto y, por tanto, IP? Solo el tiempo lo dirá.

The Delicious Last Course

Puntuación final - 8.5

8.5

Recomendado

Los genios tras Studio MDHR vuelven a demostrar la increíble imaginación que tienen en un capítulo extra que, pese a estar cuidado al detalle como el contenido del Cuphead original, se queda corto en duración y contenido.

User Rating: Be the first one !

Andrés Nieve

Gaditano ligeramente obsesionado con One Piece.
Apoya el contenido de NaviGames con tus compras en Amazon
Botón volver arriba
X