AnálisisPS4

Remothered: Broken Porcelain – Análisis PS4

Deseo alquilar una habitación, por favor

Volvemos a las andadas con un juego de terror. Esta vez, llega el turno de Remothered: Broken Porcelain. Un survival horror secuela de Remothered: Tormented Fathers.

Hacer un título de estas características es complicado. El público aficionado al género es exigente y pocas cosas les ponen los pelos de punta a estas alturas de la vida.

La mejor baza, a mi parecer, es una historia original y retorcida, de esas que se quedan grabadas en tu memoria para siempre.

Soy una persona que antepone una buena trama a un apartado técnico, pero por desgracia, este título podría haber dado mucho más de sí si hubiesen cuidado los detalles que hoy por hoy es complicado pasar por alto.

Vamos a adentrarnos en el terror que se esconde tras este título.

Comenzamos con la necesidad de obtener respuestas, como en muchos títulos de esta índole.

Jennifer es la protagonista de la historia, mediante una cinemática como recordatorio reviviremos lo ocurrido en el anterior título para adentrarnos de lleno en la secuela. A primera vista, la premisa es muy interesante.

Con un poco de melancolía hacia títulos como Rule of Rose o Haunting Ground, guiaremos a nuestra chiquilla rebelde y conflictiva por esos pasillos enmoquetados y antiguos que deberemos de aprendernos como la palma de nuestra mano.

El objetivo es simple: huir.

Por el escenario tendremos un montón de objetos con los que hacer frente a señoras cabreadas y médicos mal de la cabeza; tijeras, cuchillos, palas… Todo vale en el juego de la supervivencia.

Podremos correr, agacharnos, escondernos en armarios y baúles, esquivar e incluso hacer uso de los comandos rápidos para contratacar cuando nos atrape un enemigo. Tenemos la posibilidad de mejorar nuestro inventario, que ya de por sí es bastante escaso.

Habrá que tomarse las cosas con un poco de calma, por muy agobiada que esté la pobre Jennifer. Sobre todo, cuando los errores del juego hagan acto de aparición.

De vez en cuando, como me ha ocurrido a mí, vais a tener que engañar a los bugs; personajes que atraviesan una puerta para mantenerse ahí, cortándote el paso cuando no deberían.

Las animaciones son un poco deficientes cuando se trata de manejar al personaje. Jennifer no responderá de inmediato a las acciones del mando, incluso a veces, esto supondrá ser atrapada sin motivo alguno.

Dado que muchos de los combates son obligatorios, perderás mucho tiempo de un lado para otro solo porque el enemigo ha decidido que estaría bien caminar por donde no es, o mantener un patrón estático que limitará mucho tu avance.

Una pena, porque el juego es bastante interesante. Una de las cosas que más alimentan la historia es el trasfondo de Jennifer y su poder. El mismo que ha sido desaprovechado.

Nuestra niña podrá hacer uso de su habilidad especial. Las polillas nos harán abandonar nuestro cuerpo para movernos con libertad por el escenario; distraer a los enemigos y resolver puzles, pero nada más. No se le ha sacado mucho partido y ha sido como desaprovechar una buena oportunidad de mejora.

Digo esto porque en el apartado visual el título cumple bien. Las expresiones faciales son correctas, el diseño acertado para el entorno en el que nos encontramos, y el hotel es un conjunto de todo eso que da mal rollo. De todo lo que se concentra en ambientes que pueden recordar a la película El Resplandor.

La música consigue generar la tensión deseada, las pisadas, golpes y caídas contribuyen a elevar el nivel de expectación que se rompe, por desgracia, debido a los fallos ya comentados.

Los escenarios son variados. Los escondites, aunque repetitivos, son eficaces. La inteligencia artificial de los enemigos deja un poco que desear, en otras ocasiones es un sin sentido.

Podremos recoger algunos coleccionables que nos servirán de apoyo en la historia principal. Fotografías, textos y cartones de leche, lo típico en los juegos de este género.

No voy a mentir. El título dura poco y hay demasiados bugs en su desarrollo. Más de una vez he tenido que cargar partida un mínimo de cinco veces para poder avanzar hacia delante, buscando la manera de que ese personaje que no debía de estar ahí fuese más lento que yo a la hora de bloquear una puerta.

Otras, ha sido el mismo juego el que me ha echado de la partida con un error de código que me ha llevado al menú principal de la consola.

Son errores que no entiendo. De verdad que no. Arrastramos muchos juegos a nuestras espaldas desde hace años, errores que a lo mejor antes pasábamos por alto porque no había solución posible, o porque nos habíamos acostumbrado a ello. Ahora contamos con menos paciencia y tiempo, somos exigentes, por desgracia. Y queremos que un producto que nos ha generado expectativas sea tan bueno como lo mostrado anteriormente.

Está todo dicho, me parece. Remothered: Broken Porcelain, es un título que da la sensación de estar inacabado. Un juego que parte de una base de historia original que ya funcionó con anterioridad, de los que te enganchan hasta su último aliento y permanece en tu memoria.

No sé si los desarrolladores se han planteado lanzar un parche que pueda mejorar la experiencia, pero si no es así, debo decir que es una lástima, porque este título tiene la papeleta ganadora para ser recordado con ese regusto agradable que dejan los juegos de terror.

Aún así, su duración es muy corta. Si a pesar de todo queréis darle una oportunidad, os invito a ello. Al fin y al cabo, no deja de ser una historia retorcida, de esas que tanto nos gustan.

Remothered: Broken Porcelain

Puntuación Final - 5.5

5.5

Correcto

¿Su mejor baza? Una historia original y retorcida. ¿La peor? Que da la sensación de estar inacabado.

User Rating: Be the first one !

Aruba Chan

Cosplayer y artista amante del diseño gráfico, de la fotografía y el dibujo. Llevo jugando videojuegos desde que era pequeña, pero siempre guardaré en mi memoria The Legend of Zelda: Ocarina of Time.

Actualidad

Botón volver arriba
X