AnálisisPS4

Maid of Sker – Análisis PS4

¿Qué es esa misteriosa canción?

Hay mucho debate en torno a aquellos aspectos imprescindibles en un juego. Muchas personas, como las del movimiento «La nieve está mal», no pueden jugar a algo que no tenga gráficos hiperrealistas o una tasa de 237 FPS. Otro sector valora la historia por encima de todo, y no son pocos aquellos que no consideran videojuegos a los walking simulators por su escasa interacción a nivel jugable. Yo opino que debe haber un equilibrio, pero para mí la jugabilidad es algo sagrado: si no encuentro alicientes a nivel jugable en un título, me es muy difícil continuarlo.

He de admitir que ha habido muchos momentos en los que me ha costado continuar con Maid of Sker. Su ambiciosa propuesta de enemigos que reaccionan al sonido no puede cumplir la promesa inicial, volviendo su jugabilidad basada en el sigilo en algo muy diferente al terror que querían provocar. Sin embargo, a pesar de lo frustrante de muchos de sus aspectos jugables, siempre he vuelto con ganas a Maid of Sker. La artífice de ese misterioso canto de sirena que me hacía volver a un producto que no me divertía es su maravillosa ambientación. Sin ella Maid of Sker sería un título fallido, pero ella sola es capaz de tirar de todo el conjunto por sí misma, haciendo que perdonemos muchos de sus fallos sólo por continuar investigando un poco más el Hotel Sker. ¿Conseguirá atraparos a vosotros?

En Maid of Sker manejaremos a Thomas, un hombre que acude lo más rápido posible al auxilio de su prometida, Elizabeth. ¿El motivo? Se encuentra retenida en contra de su voluntad en el Hotel Sker, en su día una institución que gozaba de éxito y prestigio. De esa gloria de antaño solo quedan restos, el esqueleto de lo que en su día fue un glorioso lugar de descanso. Como una muestra más de su decadencia, toda la zona está infestada de un misterioso grupo de personas con perturbadoras máscaras que nos perseguirán de forma incansable… si consiguen oírnos, ya que están ciegos debido a un extraño ritual. ¿Por qué mantienen encerrada a Elizabeth? ¿A qué clase de criatura veneran estos sectarios?

Las referencias de Maid of Sker a la hora de recrear su ambientación y jugabilidad son muy variadas: el Hotel Sker es puro Bioshock, con sus notas y grabaciones, y sus cuadros destrozados con violentos mensajes. Su jugabilidad, por su parte, se sostiene en dos pilares del género del terror, uno más moderno que el otro: por un lado encontramos la indefensión y el sigilo simplificado en primera persona de Outlast o Amnesia, y por otro los míticos puzles de llaves con cabezas de animales y emblemas rotos de sagas como Resident Evil. El conjunto, soportado por una historia interesante, no podría sonar más prometedor.

Los decorados de Maid of Sker
La ambientación y la narrativa de Maid of Sker recuerda mucho a la de Bioshock

El problema llega a la hora de enfrentarnos a los sectarios, donde salen a relucir las limitaciones técnicas del estudio, que se enfrentan a la ambición de su propia premisa. El estudio quería ofrecer una experiencia en la que los enemigos nos detectaran por el sonido; para escabullirnos, tenemos a nuestra disposición tres herramientas fundamentales: caminar agachado (la más poderosa de todas), contener nuestra respiración y un orbe que funciona con munición limitada y desata una onda sonora capaz de aturdir a todos los enemigos del área durante unos segundos.

Las reglas parecen sencillas, pero pronto descubriremos que nuestro principal enemigo no son los propios sectarios, sino la aleatoriedad del sistema de detección de sonidos. Nunca queda realmente claro qué escuchan y qué no; me he visto en la delirante situación de caminar agachado dos metros atrás de un enemigo siguiendo su ruta sin que me pillaran en ningún momento, para minutos más tarde ser detectado a través de una pared en una sala en la que caminaba agachado, igual que antes; puedes saber cuándo te han localizado con un sonido característico, y me ha pasado demasiadas veces como para ser casualidad el que esa alerta suene sin ningún desencadenante aparente.

El sigilo en Maid of Sker
Contener la respiración es algo que ayuda más a la inmersión que al sigilo en sí

Contener la respiración no me ha salvado en ninguna situación; técnicamente responden también cuando te chocas con objetos del entorno, pero no estoy seguro de que el sistema haya funcionado así siempre. Dan la sensación de tener un comportamiento errático y aleatorio, máxime cuando la mayor parte del tiempo su IA es más bien limitada, teniendo rutas muy definidas en línea recta y pudiendo perderles cuando corres y doblas un par de esquinas. La solución más sencilla para avanzar es caminar constantemente agachado y sin tocar nada, algo que enlentece mucho el ritmo del juego, pero es la única forma de que no te descubran, te apalicen y tengas que volver a uno de sus caprichosos puntos de guardado manual. Es un sistema contradictorio, hasta el punto de que he realizado puzles consistentes en tocar campanas sin que me detecten, habiendo sectarios caminando en el mismo piso.

Que los enemigos se comporten así afecta no sólo a la jugabilidad, sino también a la propia sensación de terror, que vendrá dada por sus escenarios y fabuloso apartado sonoro y no por los sectarios (cuyo diseño y forma de atacarte tampoco son particularmente terroríficas). El daño que hace este componente de su jugabilidad a la inmersión y a la diversión en general es bastante notable… suerte que el resto de apartados de Maid of Sker son mucho mejores.

El Hotel Sker de Maid of Sker
La recreación del Hotel Sker es uno de los principales aciertos del título

El Hotel Sker en el que nos movemos es bastante grande, con varios pisos y zonas exteriores, y podremos explorarlo a nuestro antojo desde el principio. El juego nos irá guiando de forma natural en la dirección correcta mediante puertas cerradas con llaves concretas o puzles para los que aún nos faltan piezas. El diseño del Hotel Sker es simplemente estupendo. Todas las habitaciones tienen una gran cantidad de detalles, y la variedad de localizaciones también es muy grande. La estructura del propio Hotel también es creíble, algo muy importante para su ambientación.

Maid of Sker está basado en la leyenda de Elizabeth Williams, una historia muy conocido del folclore británico. Gracias a sus notas, los decorados e incluso sus puzles se transmiten muy bien pequeños detalles de ese tétrico cuento.

Los puzles de Maid of Sker
En general, los puzles de Maid of Sker son muy satisfactorios

La propia historia que cuenta el Hotel y sus habitaciones, en combinación con las esporádicas conversaciones con Elizabeth, hacen que siempre queramos continuar un poco más. Tampoco es que jugablemente no tenga aciertos, ya que su apartado de puzles es estupendo, tanto con algunos de invención propia como con otros inspirados en clásicos del género.

Por último hay que destacar que, si bien Maid of Sker no es ninguna maravilla a nivel gráfico, ni en sus texturas o animaciones, sí que hace un buen trabajo con sus escenarios a la hora de transmitir unos tiempos de gloria ya pasados, además de lograr crear algunas estampas muy perturbadoras cuando se recrean los ritos de la secta. A nivel sonoro el juego sí que hace muy buen trabajo gracias a su banda sonora, su capacidad de manejar la tensión con una amplia gama de siniestros ruidos y los temas cantados por la artista Tia Kalmaru (también procedentes del folclore galés), cuya belleza y atractivo fueron los que me hicieron continuar en los momentos en los que la jugabilidad del juego se me hacía más cuesta arriba.

Maid of Sker es un juego con muchos aciertos: su ambientación es realmente buena y su mito uno muy poco explorado e interesante, pero su jugabilidad perjudica al conjunto, siendo en sus mejores momentos extremadamente simple.

Aún así, es un juego que sale a precio reducido y con una duración cercana a las seis horas aproximadamente (algo más si queréis encontrar todos los coleccionables), por lo que si os gusta mucho el género y queréis experimentar una historia diferente a lo que se suele ver, quizás os merezca la pena darle una oportunidad. Como ya he comentado antes, hay muchos factores del título que te animan a jugarlo a pesar del lastre que suponen algunas de sus mecánicas jugables.

Maid of Sker

Puntuación Final - 6.5

6.5

Interesante

Maid of Sker es un juego con una ambientación soberbia y que se adentra en un mito uno poco explorado e interesante, pero las mecánicas jugables de sigilo lastran el conjunto

User Rating: Be the first one !
Etiquetas

Alejandro Morillas Tellez

Fisioterapeuta/osteópata de día, hipnoterapeuta cuando es necesario y apasionado jugador de videojuegos por la noche. Los primeros juegos que relaciono como favoritos son Catherine, Vanquish, Overwatch y Kingdom Hearts. Pero siempre estoy disponible para un Tekken, un Vermintide o una maratón de Metal Gear.

Actualidad

Botón volver arriba
Cerrar
X