AnálisisSwitch

Dex – Análisis Switch

¿Píldora azul o píldora roja?

Cuando vi el tráiler de Dex, quedé prendada de su estética cyberpunk. Aunque no soy una fanática de los juegos de plataformas, si algo me llama la atención, le doy una oportunidad. Y cuando mezclas estética cyberpunk con toques de rol y un pequeño mundo abierto en la misma olla, definitivamente es algo que tengo que probar.

Desarrollado por Dreadlocks, Dex fue financiado a través de una campaña de Kickstarter. Esta aventura en 2D de plataformas y desplazamiento lateral, que da el salto a Nintendo Switch, nos promete unas cuantas horas de diversión. Las voces se mantienen en inglés, pero los textos han sido traducidos al español, lo cual lo hace mucho más disfrutable y más accesible para aquellas personas que no se desenvuelvan bien en la lengua inglesa.

El juego hace muy poco uso de las cinemáticas, dejándolo como recurso para los momentos clave de la historia. En este caso, el juego comienza con una de estas cinemáticas, algo enigmática, donde nos muestra brevemente la ciudad y a nuestra protagonista, Dex. Tras esto, despertaremos en nuestro apartamento, donde un misterioso hacker llamado Raycast nos insta a escapar, ya que alguien viene a por nosotros.

Nuestra primera misión será ponernos a salvo, acudiendo a un bar donde podremos encontrar ayuda. En este punto, el juego introduce una de sus primeras características roleras, la subida de nivel y los puntos de habilidad. Tenemos una serie de categorías donde podremos gastar dichos puntos de habilidad cada vez que alcancemos un nuevo nivel. De esta forma, podemos «personalizar» a Dex a nuestro gusto. En mi caso, lo que más potencie de ella fue la habilidad para el pirateo (esto es algo que recomiendo encarecidamente, aunque ya hablaré de ello más adelante) y la resistencia, para el combate cuerpo a cuerpo.

Las armas a distancia pueden ser útiles, sin embargo, yo terminé decantándome por el combate cuerpo a cuerpo

Los puntos de habilidad se complementan con el habitual marcador que indica la salud y por otro lado, uno más novedoso, el de la concentración. Como nos aclararan en el inicio, Dex tiene la habilidad de poder hackear sin tener un jack para conectarse a la red, algo absolutamente anómalo. Por tanto, tendremos que tener cuidado cuando queramos piratear algo (ya sea una cámara o a una persona), pues si nos quedamos sin puntos, recibiremos daño y nos bajará la vida.

La historia de Dex es algo que me fascina. Un mundo distópico donde la tecnología ha avanzado tanto, que la mayoría de la población se compone de cyborgs. Aumentos para el cuerpo, la posibilidad de navegar por la red conectando nuestros cuerpos a ella… Es, sencillamente, un tema que me encanta. La premisa del juego es descubrir porque el Complejo (los matones que querían eliminarte) está detrás de ti. Esta organización secreta controla todas las principales megacorporaciones del juego, por lo que podríamos decir que controla el cotarro en gran parte.

Sin embargo, no es oro todo lo que reluce. Todo lo relacionado con el juego (incluso sus diferentes finales) me han encantado. El estudio ha conseguido mezclar el 2D, el género de plataformas, una pizca de rol y un poco de acción y sigilo, y un pequeño mundo abierto, y la mezcla es increíble. Sin embargo, se pasaron añadiendo cosas y incluir un género más: space shooter. Y en mi opinión, de la peor manera posible, como una mecánica necesaria para el avance del juego.

La opción de piratear cámaras o máquinas expendedoras es realmente algo opcional, lo cual agradecí en parte

La habilidad para piratear de Dex se bifurca en dos ramas: «Realidad Aumentada» y «Ciberespacio«. En este primer modo, podremos hackear máquinas expendedoras, torretas, cámaras de vigilancia, etc. En el segundo, usado sobre todo para piratear ordenadores, se nos transportará a un escenario donde tendremos que ir eliminando enemigos y avanzando sin quedarnos sin concentración, lo cual se hace extremadamente difícil al principio.

Si no invertimos puntos en la habilidad de Pirateo, será prácticamente imposible que avancemos en la historia (salvo que seáis muy habilidosos en los space shooters y os apañéis con un único disparo en línea recta). He tirado unas cuantas horas guardando la partida ante cada pequeño avance que realizaba, por temor a tener que empezar desde el principio. Para ser justos, parte del problema también nace de la propia Switch, pues el dichoso drifting me complicaba mucho algunas fases (con el mando mejoró, todo sea dicho). Siento que si esto hubieses sido una parte opcional del juego, no me habría frustrado ni disgustado tanto.

Otra de las características que tiene el juego es su mundo abierto. Una vez terminemos el «tutorial», se nos dejará a nuestro aire para explorar la ciudad de Harbor Prime como queramos. Si bien es cierto que hay algunas zonas que tendremos vetadas hasta que consigamos ciertos aumentos, el juego nos deja total libertad a la hora de explorar.

Aunque sea un mapa pequeñito tiene numerosos secretos y recovecos por explorar

Aunque se hará difícil acceder a algunos sitios, ya sea por el número de enemigos o porque no podemos acceder en ese momento. Por ejemplo, existen puertas cerradas que necesitan que aumentemos la habilidad de forzar cerraduras o que tengamos la llave adecuada. Sin embargo, siempre podremos volver a ellos más tarde.

El juego dejará por los escenarios ciertas «pistas» que nos ayudarán a resolver pequeños rompecabezas

En las distintas zonas nos encontraremos con los diferentes personajes, los cuales tendrán sus propias misiones secundarias. Puede que se eche en falta un mapa de cada zona, pero realmente todas las partes son tan características que, al explorarlas, sueles recordar bien los caminos. Al principio, se me hizo un poco extraño que este juego tuviese un mapa y fuese un mundo abierto, pero ha resultado ser todo un acierto. Además, cada vez que descubramos una nueva parte de la ciudad, ganaremos acceso al viaje rápido a ella, ahorrándonos todo el camino a pie.

Dex es un título que cuenta una historia interesante, con varios finales que si eres de esos a los que le gusta filosofar y darle vueltas al coco, te encantará. Su mezcla de géneros ha sido todo un acierto (obviando la obligatoriedad de jugar a un space shooter como mecánica obligatoria del juego), pero su ambientación y su historia lo hacen brillar independientemente de este hecho. Si quieres pasar unas cuantas horas totalmente abstraído y te gustan este tipo de títulos, sin duda Dex te encantará.

Dex

Puntuación Final - 7.5

7.5

Recomendado

Dex es un título con una historia futurista y una estética cyberpunk, que mezcla varios géneros para darnos un juego que nos entretendrá durante horas.

User Rating: Be the first one !

Lucía Sáez Mariscal

Estudiante de Periodismo, apasionada de los videojuegos, la lectura y ver series o anime. Si no estoy procrastinando con alguna de estas cosas es porque estoy escribiendo o dándole mimos a mi perra.

Actualidad

Botón volver arriba
X