AnálisisSwitch

Red Wings: Aces of the Sky – Análisis Switch

Un entretenido arcade para conquistar el aire

El 28 de julio de 1914 comenzó en Europa lo que ahora conocemos como Primera Guerra Mundial. Esta catástrofe en la historia humana duró cuatro años, a lo largo de los que se estima que pudieron morir hasta 31 millones de personas. Se movilizaron militares para construir trincheras que recorrían kilómetros para pelear por pedazos de tierra que terminaron reducidos a cenizas. En el mar, barcos zarparon y se prepararon para defender o atacar puertos. Tierra y agua habían vivido muchas guerras.

Sin embargo, apenas empezado el siglo XX, una curiosa y sorprendente máquina había logrado que el humano volara. Había nacido el avión y el cielo se convertiría en un nuevo campo de guerra. Como con casi todo avance tecnológico en nuestra historia, no tardamos en convertir a nuestro nuevo medio de transporte en un arma, tanto de reconocimiento como de ataque. La primera guerra mundial se convirtió también en la primera guerra que libraría batallas por el aire, los cielos se pintaron de rojo.

Es bajo este contexto, en el que se sientan las bases de las tácticas de guerra aérea del presente, que se desarrolla Red Wings: Aces of the Sky. Nosotros decidiremos si queremos comenzar con la historia de la Triple Alianza o la Triple Entente, los dos grandes bandos de esta histórica guerra. Alcemos vuelo.

Este título tiene dos modos de juego, está el modo historia y el modo supervivencia, comencemos hablando del primero. La historia se divide en dos, la campaña de la Triple Alianza y la de la Triple Entente. Podremos comenzar por la que deseemos, rojo o azul, tu eliges. Aunque el enfoque publicitario del juego se cargó sobre la Triple Alianza pues ahí está quién quizás es el piloto de guerra más popular y mortífero de todos los tiempos: El Barón Rojo.

A lo largo de siete capítulos por cada campaña y 25 misiones, entraremos en el «Circo Volador» del Barón Rojo, si elegimos a la Alianza, o en el «Escuadrón Anti-Ritchthofen» francés, si escogemos a la Entente. En ambas campañas se entrelazan los destinos de estos escuadrones para llegar a un desenlace compartido y que no varía mucho si escoges a unos u otros.

Las viñetas cuentan con un estilo que recuerda a fotografías, en esta podemos ver a los hermanos Richthofen frente a un triplano Dr. Fokker I

La narrativa del juego se va contando a través de viñetas animadas, donde veremos dibujos de los personajes y escucharemos la historia de la voz de uno de nuestros compañeros. Del lado alemán, nos enfocaremos en la vida y forma de llevar la guerra de Manfred von Richthofen, el Barón Rojo, siendo una historia individual. Mientras que en el bando francés desarrollaremos más una historia social, pues nos centramos en el escuadrón y no en desarrollar a un solo piloto. Pero dejemos una cosa en claro, a nadie le cae mal sentirse en la piel del gran cazador rojo.

Hablemos ahora de las mecánicas de este arcade. Su juego es muy simple, con el stick izquierdo moveremos nuestra cámara para cambiar de dirección y apuntar. Con el gatillo izquierdo hacemos zoom, mientras que con el derecho disparamos. Tenemos un botón de tonel con el cual nos volvemos temporalmente inmunes al daño, tenemos otro para cambiar de dirección 180 grados y con el stick derecho regulamos la velocidad.

Aunque la mayor parte del juego nos las arreglaremos con las mecánicas anteriores, hay dos acciones extra que nos harán disfrutar aún más el gameplay. Tenemos un botón para para llamar a nuestro escuadrón y que rompan las filas enemigas y tenemos otro con el cual haremos una especie de ejecución aérea apuntando con nuestra pistola de mano al piloto enemigo, eliminándolo completamente. Ambas acciones necesitan tiempo y cantidad de daño provocado para activarlas.

Durante los combates iremos recolectando puntos por derribo, los cuales pueden duplicarse si se eliminan varios enemigos seguidos sin fallar haciendo una cadena de derribos. Nos enfrentaremos a cuatro distintos tipos de enemigos en el aire, los comunes, los acorazados que absorberán mucho daño, los cazadores que serán rápidos y contarán con tonel, y por últimos los ases quienes serán violentos, resistentes y rápidos.

Capturas de pantalla en distintas batallas

Acostumbrarse al combate puede tomar un poco de tiempo, aunque no mucho. Una vez que aprendes a regular la velocidad y manejar las curvas podrás ponerte detrás de tus rivales para destruirlos. Sin embargo, no solo son batallas por el cielo en las que tendremos que eliminar aviones. También hay misiones en las cuales deberemos bombardear estaciones, barcos o puertos. En otras deberemos luchar contra una fuga de combustible e ir cruzando anillos que nos reabastecerán para poder seguir. Y también encontraremos las batallas por derribar zeppelins.

Pese al intento de agregar variedad a las misiones, las de conquista del cielo y derribo de zeppelins son las que dejan un buen sabor de boca. Se nota que los otros dos tipos de misiones se hicieron para rellenar el gameplay. Las misiones de bombardeo pudieron tener un poco más de sustancia y dificultad. Todo se reduce a pilotar por un par de minutos sin apenas correr peligro de ser derrumbados. Mientras eso sucede con los bombardeos, en las misiones de combustible las secuencias de anillos pueden resultar algo confusas y molestas.

Pero no dejéis que os quite las ganas de este muy entretenido juego. Lo tedioso de las misiones anteriores, que no son mayoría, se ve recompensado con un gran apartado artístico. Red Wings utiliza un método muy común en el cual se resaltan los bordes de los sprites o modelos. Los cuales sirven para detallar su figura y que no haya secciones discontinuas en el dibujo. Vamos, que se ve bastante caricaturesco pero se ve genial.

Hablando de diseño, algo a destacar es el filtro vintage que podemos desbloquear apenas terminemos una campaña. Este filtro es en blanco y negro, por lo que nos permite combatir al más puro estilo noir. 

Existen ocho modelos de aviones, los cuales cuentan con cuatro diseños diferentes que pueden ser desbloqueados superando retos en la campaña. Muchos de ellos no son tan fáciles como parecen por lo que es recomendable tomarse su tiempo para completarlos.

A este bonito diseño de aviones se suman los paisajes de fondo. Lucharemos sobre mares, dunas, montañas, planicies y ciudades. Cada uno creado de una manera espectacular que endulza al ojo. Nos tocará hacer recorridos nocturnos en los que se suma una belleza pálida y brillante, estrellas, auroras boreales e incluso la mancha oscura que nos deja ver la figura de nuestra Vía Láctea en zonas libres de contaminación lumínica de la tierra. A veces nos tocan estrellas en el cielo nocturno o luces en la ciudad sobre la que luchamos.

Algunas capturas de los paisajes con los que nos podemos encontrar en nuestras misiones

Quizás la música es la que más cojea en lo que se refiere a la ambientación del juego. No es que esté mal pero tampoco es memorable. Es fácil ignorarla y ni siquiera notar que está presente. El sonido en general tiene sus detalles, al comienzo podía notar como se cortaba de golpe el sonido de las balas cuando dejaba de apretar el gatillo, como si el sonido fuera discontinuo. Pero con el tiempo lo dejé pasar hasta apenas percibirlo, supongo que se llega a una convención con el título.

Red Wings: Aces of the Sky es un muy entretenido arcade de batallas aéreas. Su historia te mantiene enganchado y las batallas son bastante satisfactorias. Sus puntos débiles se ven recompensados por otros y en general no se siente mal la experiencia. All In! Games ha realizado un gran trabajo para un título que podría rejugarse muchas veces, más aún teniendo en cuenta que tiene una modalidad en cooperativo.

Surcar por los cielos como el Barón Rojo es emocionante, divertido y poderoso. En ambas campañas tiene mucho peso este personaje, encarnarlo no tiene precio y verlo cruzar frente a ti en la batalla final para llegar al clímax es lo mejor. Es el tipo de juegos que aunque duren algo así como cuatro horas de historia (más todo lo que quieres extra) valen mucho la pena. Su veracidad histórica, aunque un poco adornada, y su entretenido gameplay vuelven a este título en uno obligatorio para quienes les gusta la historia de guerra o los juegos de aviación.

Red Wings: Aces of the Sky

Puntuación Final - 8

8

Recomendado

Un arcade de aviones que te hará disfrutar. Prepárate para conquistar el cielo.

User Rating: Be the first one !
Etiquetas

César Aguirre

Cuando no estoy estresado por algún examen, estoy jugando o escribiendo algo. Estudiante de Física y demente super eminente. Mi primera frustración gamer fue con Hércules contra el maldito centauro.

Actualidad

Botón volver arriba
Cerrar
X