AnálisisPS4

Street Fighter V: Champion Edition – Análisis PS4

¡¡Hadōken!!

Ryu, Ken, Chun-Li, M.Bison, Blanka, Guile… Es difícil encontrar oraciones capaces de albergar tantas leyendas juntas como las que guarda Street Fighter V: Champion Edition. Ahora, tras la salida del rey de los juegos de lucha, vemos si han dado sus frutos estos meses de entrenamiento de cara al análisis, sin embargo y como diría Escarlata O´Hara, «A dios pongo por testigo, que soy, y seré, un paquete al Street Fighter«, y mira que lo he intentado ¿Eh? 

El plantel de esta última edición de Street Fighter V es brutal y tan completo como adecuado para cualquier tipo de persona que busque con ansias su personaje favorito a la hora de empezar el juego. ¿Cuál puede ser tu main? La respuesta es simple; el que más se adecúe a tu forma de jugar, pues tendrás 40 alternativas profundas y entretenidas para desarrollar tu estilo de combate y tus habilidades frente a los demás jugadores. 

Y es que si algo hay que recordar de Street Fighter V, que salió en 2016 teniendo un combate espectacularmente vistoso y jugable, es la ilimitada profundidad que ofrece cada combate. Y es que tienes que tener por seguro que cada combate es único, incluso teniendo un claro y favorito personaje principal, la diversidad y la profundidad que ofrecen la mayoría de los ataques con respecto a las alternativas de defensa de cada contrincante está garantizada.

Los Critical Art dan mucho dinamismo y emoción a las batallas, sobretodo cuando el oponente se queda bajo de vida y pasa a ser una muerte súbita

Retomando lo que comentábamos sobre qué personaje se adapta mejor a tu estilo de juego, también podremos disfrutar del resto de personajes al centrarnos en partidas casuales e informales y no necesariamente en las partidas de posicionamiento más competitivas, las que por otra parte, son tremendamente emocionantes y desafiantes como muy pocas y a las cuales conviene ir más preparado. 

El resumen del párrafo anterior es que Street Fighter V: Champion Edition es la diversidad multiplicada por cada personaje y elevada a las 80 V-Skill disponibles, que diferencian y aportan un nuevo enfoque a cada miembro de la plantilla. 

¿Pero eso no está ya en el propio juego base? Sí, todas las habilidades, los más de 200 trajes, y los 34 escenarios ya están disponibles gracias a diversas actualizaciones. De nuevo debemos recordar la ventaja que tiene esta edición, y es el ahorrarnos comprar todo esto con la moneda del juego, algo que, a la larga, nos hace cansarnos, aburrirnos, apartar el juego y no disfrutarlo como merece. 

Personajes menos «chetados», como Juri, pueden llegar a ser muy divertidos de jugar a pesar de las limitaciones en la potencia de ataque

Y es que los trajes del juego son espectaculares en su gran mayoría, si bien hay algunos personajes más olvidados, aquellos que cuentan con los mejores trajes son un gustazo visual para todos aquellos seguidores de Capcom y de sus obras como Devil May Cry, Monster Hunter o MegaMan. Los 34 mapas, que son únicos, están llenos de entretenidas interacciones y homenajes que, para todos aquellos que aún no los hayan jugado, les resultaran bastante apropiados para un juego de «luchadores callejeros», donde los estereotipos que forman parte de la esencia de la saga aún están ahí 30 años después. 

Es difícil volver a hablar de un gameplay del que se hablan maravillas desde hace 4 años, aunque esta grandiosa ejecución de mecánicas se vio eclipsada en su día por la ausencia de un modo arcade y de una historia principal apropiada. 

Todos los personaje cuentan con una historia individual, que no es más que tres combates edulcorados con unas diapositivas

Por suerte, ahora con la historia principal ya circulando desde hace años y con el modo arcade presente desde la última «Arcade Edition«, solo nos queda hablar de esta última oleada de luchadores que, en general, nos ha dejado un irregular pero buen sabor de boca. 

Y es que en esta última fase, en la que hemos podido disfrutar de personajes de relleno como Honda o Poison, ya tocaba algún bombazo como Gill y Seth. Este último una de las novedades de la edición, pues su salida fue simultánea con la disponibilidad de la Champion Edition. 

Siendo ambos jefes de Street Fighter III y IV, llegan con un set de movimientos renovado y espectacular como solo ellos podían tener. En el caso de Gill encontramos un personaje un poco más simple, pero muy visual debido al juego que ofrecen sus diversos poderes de hielo y fuego, con aproximaciones más lentas, pero con movimientos rápidos y con mucho alcance que pueden sorprender a nuestros rivales. Por otro lado, Seth es más versátil y ágil, y a pesar de tener algunos movimientos reciclados, sabe denotar su personalidad a base de encadenarlos y ofrecer combinaciones muy vistosas y gratificantes.

Siendo ambos personajes complejos, es de agradecer que Capcom haya sabido mantener su juego durante 4 años, así como demostrar a todos los críticos que Street Fighter es mucho más que un modo arcade y un modo historia. 

Gill y Seth son personajes complejos que además cuentan con trajes muy chulos

¿Merece la pena hacerse con Street Fighter V: Champion Edition? A todos aquellos amantes del género y que nunca antes habían jugado a Street Fighter V se lo recomiendo encarecidamente. Es más, incluso se lo recomiendo a todos aquellos que cuentan con la edición base de Street Fighter V. Y es que cualquier excusa es buena para jugar con un título de tan alto nivel por solo 29,99 €, que, eso sí, tiene sus pegas.

Y es que, aun teniendo un gameplay completamente envidiable, cuenta con personajes irregulares o sacados de contexto que, si bien pueden ser muy divertidos y tener cierta dosis de profundidad, siguen siendo algo decepcionantes cuando tendemos a compararlos a personajes más completos. Otra pega de peso para los más puristas es el hecho de que todo el contenido nuevo venga en un código y no en el propio disco, algo totalmente surrealista y mal planteado cuando se trata de «la edición definitiva». 

Además, aunque han solucionado la mayor parte de problemas, de vez en cuando sigue habiendo conexiones inestables donde se supone que no debería haberlas, ya que podemos seleccionar si jugar con los que peor conexión tengan o no. 

En definitiva y a pesar de algunas pegas que llevan tiempo arrastrándose, Capcom se ha redimido de aquel nefasto error que fue esa edición base de Street Fighter V en la que nos venía lo que podríamos llegar a considerar una versión muy vacía y muy lite de un grandísimo título de lucha en todos y cada uno de sus apartados, un ejemplo de que dando soporte se pueden revivir a los muertos. 

Street Fighter V: Champion Edition

Puntuación Final - 9

9

Imprescindible

Street Fighter V: Champion Edition se convierte en la edición definitiva del título, redimiendolo de su nefasta salida. Un juego de lucha que los amantes del género no se pueden perder.

User Rating: Be the first one !
Etiquetas

Carlos González

Buscadme en Tokio-3 o junto con mi gato, que se llama Wanda y es de Wakanda.

Actualidad

Botón volver arriba
Cerrar
X