AnálisisPC

Sniper Elite V2 Remastered – Análisis PC

Busque una posición, respire hondo, apunte y jale el gatillo

Tengo en mi mente a Rebellion Developments como una desarrolladora que hace shooters sin muchas pretensiones y la mar de majos. Son creadores de, por ejemplo, Strange Brigade y Zombie Army Trilogy. Aunque, sin duda, su franquicia más conocida es Sniper Elite. De hecho, hace dos años sacó la cuarta entrega principal, con un mundo más amplio y que gustó bastante a los fanes. Pero, anterior a todos estos títulos mencionados, Rebellion lanzaba en 2012 Sniper Elite V2. Fue muy apreciada por su comunidad, en especial por la, por entonces, novedosa cámara de muerte con rayos X, donde se veía con detalle cómo la bala atravesaba músculos, huesos y órganos.

Así, el equipo ha decidido sacar Sniper Elite V2 Remastered: como dice el nombre, una remasterización del original que compite con demasiados pesos pesados del género. Ya con el original, hace siete años, compitieron con Call of Duty: Modern Warfare 3 y Black Ops II, con Halo 4 y con Borderlands 2. Tuvo su impacto, pero ya por entonces desentonaba del resto en ser un shooter de acción mucho más pausada; y lo mismo ocurre con el título actual, que se topa frente a unos battle royale llenos de mayor frenetismo y dinamismo.

La remasterización es el caso que atañe, aunque siempre es bueno remontarse en lo que significó el primer V2. Ambos asumen una posición determinada en cuanto ser un juego que premia la exploración del terreno, espera y tener un pulso firme. Dadas sus cualidades, se puede considerar un simulador de francotirador bastante fidedigno.

Además de los shooters ya comentados en 2012 también salió Spec Ops: The Line, un juego que igualmente pasó bastante inadvertido y que se enfocaba en un guión muy curioso. En Sniper Elite V2 Remastered, sin embargo, la campaña no es más que una razón para disparar a nazis y rojos. Y ni falta que le hace. Nos remontaremos a finales de la Segunda Guerra Mundial con el soldado de élite estadounidense Karl Fairburne. Él es solo un vehículo, un títere para el jugador para meterse en la ambientación militar y cumplir a rajatabla los objetivos. La meta es mantener controlados los misiles aéreos V2 alemanes, que pueden suponer una gran amenaza contra todo el mundo. Esta es toda la construcción que hay; lo demás sois tú y tu habilidad para avanzar como infiltrado en las líneas enemigas.

Los enemigos, el diseño de niveles, los efectos de sonido… todo ello tiene una fragancia que recuerda a los shooters de hace años. Parece que no, pero solo en siete años el género ha evolucionado muchísimo. Es un título sencillo, de pocas misiones y larga duración en el que cada movimiento se realiza con algo de temor. En contra del dinamismo, el juego favorece la calma y el sigilo frente al ponerse a pecho descubierto a disparar. Si haces lo segundo seguramente morirás, porque a poco que te rodeen dos enemigos te matan fácil. Sin embargo, buscar sitios elevados y ocultos que te den ventaja, coberturas en las que cubrirte para regenerar paulatinamente salud y recuperar tu aliento (mecánica muy importante de Sniper Elite), la victoria te sonreirá. Simplemente hay que ser consecuente con cada acción, explorar bien el entorno y sacrificar algo de acción dinámica para encontrar la satisfacción de acabar con los enemigos uno a uno usando la cabeza.

El juego siempre trata de infundirnos preocupación en cada vuelta de esquina. ¿Cómo? Siendo un «cañón de cristal«, es decir, matamos tan fácilmente como morimos. Todo trata de recrear una situación bastante realista en cuanto sentirse un francotirador. Pero, ¿qué sería de uno sin su fiel herramienta de trabajo, el rifle francotirador? A diferencia de otros shooters, se vuelve el arma principal y con la que más fácilmente lograremos fulminar a los alemanes del Eje y soviéticos. Podemos ir a por la cabeza y disfrutar de la característica kill-cam de la saga, pero también podemos optar por cosas más creativas, como disparar a las granadas que los soldados portan en sus cintos. Si a eso le sumamos que las físicas del rifle son tan fieles como para calcular el trayecto de la bala y varíe según recorra mayor distancia debido a su propio peso y a la fuerza del viento, la alegría de acertar se dispara por las nubes.

Cámara de muerte de Sniper Elite V2 Remastered en donde se ve, con efecto derayos X, cómo un soldado es alcanzado por una bala y le atraviesa la cabeza.
Los rayos X dan detalles de cada muerte que pensaba inncesarios… hasta ahora. Es una gozada gore.

En conjunto, estas mecánicas velan por un combate medido al milímetro, y esto solo lo aporta el rifle, porque las otras dos armas de fuego, los fusiles y las pistolas, se quedan muy atrás. Mejor dicho, solo las pistolas se quedan atrás, pero son útiles en ocasiones socorridas. Sin embargo, los fusiles parece que disparan balines de feria, además que para acertar hay que estar casi al lado, y para eso sería mejor hace un solo disparo con el rifle a bocajarro, sin apuntar, que rezar porque una de las ocho balas que sueltes atine en la cabeza, el punto débil asegurado y más fácil de localizar.

De mucha más ayuda son las granadas, minas y dinamita, que nos servirán perfectamente para limpiar zonas abarrotadas de enemigos, controlar puntos flacos y preparar una trampa a los peligrosos vehículos de combate, respectivamente. Esta es precisamente la mayor capa de planificación que ofrece el videojuego, porque son de uso limitado y hay que saber aprovecharlos, porque su daño, de usarse bien, es sinónimo de baja asegurada.

Tanto multijugador como campaña y misiones especiales comparten escenario en algún punto. Los mapas son lo suficientemente grande para dar juego hasta 16 jugadores, y en todos ellos está presente ese tono a foto sepia, como amarronado, en el aire, lo que da esa sensación de estar viendo algo de 1945, pero llega a cansar. Si viniste buscando paisajes interesantes, mejor que des la vuelta. Por suerte, la distribución de coberturas, puestos de vigilancia y, en general, diseño de niveles, es bastante variado. Los hay amplios y cerrados, con alguna que otra opción para avanzar o pasadizos casi en carril.

Francotiradora rusa tumbada en una alta posición observando las calles destruidas de la Alemania nazi de 1945.

Y ya que lo mencioné, el multijugador va bien, pero… somos muy pocos. Para ser justos, Sniper Elite V2 Remastered lleva poco tiempo en venta, pero en lo que respecta a mis búsquedas en la versión de PC el máximo de activos en un mismo momento ha rondado los 30. Es una pena, porque los servidores van bastante bien, al menos si entras en la sala de un anfitrión (host) con buena conexión. En lo personal no he tenido problemas y solo leí a dos personas quejarse de lag, pero fue momentáneo. Si no queremos estar solos tenemos duelo a muerte clásico, capturar la bandera, conseguir placas de identificación y el rey de la distancia con el modo multijugador; y para algo un poco más íntimo, el modo cooperativo deja las misiones de la campaña, bombardeo, preocupación y sin piedad para dos jugadores, ya sea con un amigo o con emparejamiento aleatorio. El problema vendría, una vez más, por el poco número de gente que hay activa, pero, de encontrar, la experiencia se vuelve mucho más entretenida.

Sniper Elite V2 Remastered es una remasterización de Sniper Elite V2. ¡Es que no tiene más! El cambio se acusa bastante en los apartados visual, con esa posibilidad de 2K (incluso 4K teniendo una buena pantalla), y de rendimiento, con unos 60 fps bien invertidos en la precisión del rifle francotirador, en la kill-cam y el modo fotograma a fotograma para ver con todo lujo de detalle esos “fatalities” hechos a distancia. También se incorporan todas las misiones especiales y contenido de los DLCs que fueron sacando para el título original. Toda novedad es del lado técnico y estético, y sin embargo, el precio estándar de 34,99 € me parece algo elevado, especialmente cuando han pasado solo siete años entre uno y otro.

Con todo ello, el primer V2 hizo mucho bien a la saga, tanto su núcleo de juego como ingente atención al detalle. Pienso que Rebellion es más consciente de sus limitaciones que de sus logros y quieren tratar de llamar a una base fan que ya tienen. Tanto el estudio como esta remasterización, las jugadas favorables suelen ser las más metódicas. Así logran brindar una obra sencilla, corta, pero bastante accesible gracias a su maravillosa personalización de dificultad para la destreza del enemigo, el realismo balístico y la asistencia táctica en el apuntado. Eso sí, mencionar que los enemigos de dificultad intermedia, como lo jugué, no se alteran si sus compañeros disparan, y a veces ni se coscan de cuando alguien cae muerto a 10 metros suya. Condensando, una IA bastante pobre.

Personaje oculta tras una pared mientras un soldado enemigo inspecciona el lugar al ver un compañero muerto.
La coberturas serán de mucha ayuda para pensar la siguiente jugada, pero en pleno de la acción es bueno moverse.

La sensación de estar tú solo frente a tantos enemigos es bastante sobrecogedora, sobre todo cuando hay tan poco margen para sobrevivir. Esta es, para mí, la mejor baza con la que juega Sniper Elite. Un shooter que contrasta con los títulos más dinámicos de lo que va de década. Sin embargo, al ser una remasterización, no busca tanto adaptarse a los tiempos actuales o formar una nueva comunidad alrededor de Sniper Elite V2 Remastered, sino tirar por la nostalgia de los fanes. Es un movimiento de lo más común hoy en día, y este título, como tantos otros, consigue apelar a quienes ya jugaron al Sniper Elite V2 original.

Sniper Elite V2 Remastered

Puntuación Final - 6.5

6.5

Interesante

Una razón para revivir la experiencia a quienes ya jugaron al original. Las misiones son claras, repetitivas y pausadas. El multijugador es igualmente sencillo y con ese recuerdo de shooter de principios de esta década.

User Rating: Be the first one !
Etiquetas

Daniel "Fullbull" Rubio

No me pidas mucho para los textos, que solo hice el bachiller de ciencias. En esta vida me gustan tres cosas: Cerebro, videojuegos y carlinos. "La esperanza es lo último que se pierde".

Actualidad

Botón volver arriba
Cerrar
X