AnálisisPC

Battlefield V – Análisis PC

La sobriedad y la acción en un mismo juego

La guerra siempre ha sido representada en muchísimos juegos, y aunque de alguna manera muchos reflejan que es algo horrible, por lo general siempre acaba teniendo cierto toque festivo. Es algo normal si tenemos en cuenta que la finalidad de los videojuegos es disfrutar y pasarlo bien, pero desde cierto punto de vista se puede considerar que banaliza lo que representa la guerra y lo grotesco de esta a lo largo de la historia. No obstante, hay veces que se consigue cierta solemnidad a la hora de representar la guerra, es el caso de Battlefield V, un juego muy espectacular, pero que ha conseguido cierto punto de sobriedad y de conciencia que nos hace ver que, pese a que estamos ante un gran juego, la guerra ni es divertida ni hay que desearla.

La Segunda Guerra Mundial fue algo esperado y no al mismo tiempo, la gente sabia que cíclicamente habían guerras en Europa, pero la virulencia de esta hizo que mucha gente pensara que era el fin del mundo. El caos, la destrucción y la muerte se vivieron como nunca antes se habían vivido. El modo campaña de Battlefield V intenta mostrar esto con sus Historias de Guerra, donde más que ver el desarrollo de grandes operaciones, podremos vivir en primera persona la experiencia de soldados de los dos bandos, con sus dudas y sus miedos, ademas de sus situaciones personales.

Las tramas de este modo comprenden desde el 1942 hasta el 1945 y en ellas podremos vivir diferentes estados de la guerra y diferentes historias, desde una rebelde aliada, hasta un comandante nazi, pasando por un ladrón o un soldado racializado. Cada uno con sus razones para estar en la guerra, con historias de gloria y de deuda, pena y sacrificio. Entre todas estas historias cabe destacar al Ultimo Tigre, la historia de Peter Müller, comandante de un tanque Tiger, el icónico tanque alemán de aquella época, donde encarnaremos a este personaje y con el que empatizaremos, en un claro intento no de blanquear el nazismo, sino de mostrar distintas realidades históricas que complementan al resto de personajes. Los cuales están unidos por un hilo conductor, esa misma guerra que está devastando el mundo y después de la cual, nada volverá a ser como antes.

Peter Müller, personaje de Battlefield V
Peter Müller, el hombre que estuvo allí.

Mecánicamente la opción de estas cuatro campañas distintas no es solo interesante a nivel narrativo, también nos ofrece formas de jugar distintas, que nos permitirán además vivir cada campaña como única, mejorar en diferentes aspectos de cara al multijugador; no solo en el combate sino también conduciendo vehículos o esquiando, nueva mecánica que nos ofrece Battlefield V en los mapas de Noruega.

En rasgos generales estamos ante un modo campaña que destaca sobre todo por la forma de tratar a los personajes, y que evidentemente pretende ser un golpe sobre la mesa de cara a reivindicarse. Pero al final, como en casi todos los modos historia de los shooters, se sienten un poco cojos, por muy buenos que sean. Es una consecuencia aparentemente inevitable de centrarse en el modo multijugador, la cual nos hace reflexionar sobre qué ocurriría si las compañías se centrasen algo más en esto y pasáramos de tener un modo notable a uno sobresaliente.

La guerra es algo muy serio, no es para nada divertida y solo provoca dolor y sufrimiento, aunque en el contexto de la Segunda Guerra Mundial se luchaba en contra de unos valores que trascendían en virulencia a cualquier cosa negativa de la época. Por lo que en este caso si teníamos de forma más clara un, “malos contra buenos”, aunque hay que tener claro que en la propia época muchos países Aliados compartían peligrosos valores con la Alemania nazi, en mayor o menor medida. Battlefield V evidentemente no entra en todo esto en sus modos multijugador, pero sí hace una cosa para darle contexto a la complejidad de la guerra gracias a su propia esencia, y es que la guerra puede ser muy larga. Por lo tanto, quitando alguna excepción, las partidas serán toda una odisea que por lo general no bajarán de los 40 minutos, puede que más según el modo; ademas con mecánicas que nos implican dentro de los acontecimientos según logremos o no nuestros objetivos como equipo.

Esquí en Battlefield V
El esquí es una mecánica nueva y sencilla, muy entretenida.

Como viene siendo costumbre, en Battlefield nos toparemos con un caos al entrar por primera vez en una partida multijugador, moriremos repetidamente y nos frustraremos un poco. No hay que preocuparse, como en los anteriores títulos solo hay que adaptarse, conocer el terreno e ir con cuidado, aun así posiblemente moriremos más de lo que nos gustaría, y es que Battlefield V está pensado para compenetrarse entre las escuadras. Prueba de este mecanismo es el hecho de que ahora pueden resucitarnos los compañeros de nuestra escuadra, siendo evidentemente el médico el que más rápido lo hace y el más efectivo. De esta manera se nos anima a ir con nuestra escuadra de forma organizada, aunque claro está esto es más posible si puedes comunicarte con ella.

La personalización de nuestro personaje alcanza un nuevo nivel con este Battlefield, ya que para empezar partiendo de las cuatro clases (asalto, apoyo, médico y tirador) podemos crear clases un poco más especializadas; no solo por el árbol de habilidades de cada una, también por las armas que nos equiparemos. En este sentido podremos ser más efectivos contra Infantería o Blindados, por ejemplo. De tal manera que la experiencia de combate se convertirá en algo más personalizado y que nosotros mismos construiremos en base a nuestra experiencia en las partidas. Pese a no ser una recreación de la guerra 1:1, dentro de los shooters AAA es lo más similar que encontraréis, puesto que la guerra además de todos los horrores y el combate también tiene preparación, organización y, en genera,l mucho curro previo, no solo a la batalla sino a cada asalto, cada metro recorrido es un trabajo de decisiones rápidas en base a un análisis del terreno, cosa que Battlefield anima hacer si no queremos caer como moscas continuamente.

Nuestro avatar en el juego no solo está reflejado por su función en la escuadra, además podemos personalizarlo en cuanto a aspecto físico, con una gran variedad de elementos de uniformidad que le dará a nuestro o nuestra soldado un toque personalizado. De tal manera que en este juego no solo se nos anima a participar para conseguir mejores armas, sino para hacer guerreros y guerreras a nuestra medida.

Misión de Battlefield V
La clave de estos juegos siempre es el juego en equipo, el cual es muy aconsejable.

Otros elementos de nuestros personajes que acompañan a todas las clases son los vehículos y las fortificaciones. En primer lugar tendremos los clásicos vehículos blindados, los cuales suponen evidentemente una mayor potencia de fuego, pero que ante explosivos cederán rápidamente; por otro lado tendremos los aviones, los cuales son bastante más fáciles de manejar que en otras entregas y nos darán cierta ventaja táctica a la hora de combatir. En segundo lugar la mecánica de las fortificaciones como elemento nuevo de la saga Battlefield nos permitirá tener un poco la sensación de que nos guarecemos contra el enemigo y creamos nuestras propias defensas; esta mecánica acaba siendo algo muy automático y prefijado, de tal manera que esa sensación de crear nuestra base se convierte casi en una ilusión, o al menos una verdad a medias. Todas las clases dispondrán de herramientas para crear elementos de fortificación o para reparar los vehículos, pero será la clase de apoyo la que sea más eficiente en esta labor.

Los modos de juego como de costumbre son Conquista, Conquista Asalto, Dominación Duelo por Equipos, Grandes Operaciones y El Frente. Como más novedoso cabe destacar el modo Grandes Operaciones, en el que viviremos intensas partidas de entre 40 y 60 minutos, y donde tendremos hasta 4 fases que representan distintos días de ese combate. De tal manera que según consigamos nuestros objetivos eso afectará al resto de días, reflejándose con cambios en el mapa y con diferentes tipos de bonificadores o penalizadores. Este modo es sin duda el más extenso de todo Battlefield y además el que más nos implica, ya que podremos ir viendo cómo nuestras acciones afectan al resto del equipo y al avance de la contienda, dando así una visión más de ser parte de un ejercito, lo cual nos lleva a tomarnos más enserio nuestros aciertos y errores.

Los distintos entornos e iluminaciones son muy importantes para la táctica de combate.

En cuanto a los campos de batalla tenemos cinco grandes mapas. Por un lado los cuatro mapas con los que comenzó el juego (Noruega, Holanda, Norte de África y Francia) y el mapa de la ultima actualización Panzerstom, que nos lleva a las colinas belgas en un mapa preparado para jugarse principalmente con tanques. En los cinco mapas podemos disfrutar de la experiencia Battlefield con niveles de destructibilidad elevados y grandes extensiones, además cada uno tiene una distribución que lo hace distinto de los demás, con variedad de zonas entre ellos que permiten diferentes tácticas de combate. Cabe destacar los efectos climáticos de los diferentes mapas, que nos meterán en el juego de una manera magistral provocando cambios de estrategia o consecuencias inesperadas en nuestra capacidad de juego. Aunque cinco no es un número que impresione, los mapas dan mucho de sí y la diversidad de situaciones que puedes vivir en ellos hacen que cada partida no se perciba igual que las demás. Los cambios que ha introducido Battlefield V perfeccionan la fórmula y hacen que junto a destructibilidad tengamos una experiencia bélica intensa y bastante inmersiva, la cual puede amplificarse si jugamos con cascos.

La calidad gráfica en este juego respeta mucho lo ya mostrado en Battlefield 1 pero perfeccionado. Los entornos, las texturas, los modelados son de lo mejorcito que podemos ver en esta época. Ya cuando estamos equipando a nuestro personaje con su uniforme nos podremos hacer una idea, pero el espectáculo de verdad será en el campo de batalla, con explosiones por todos los lados y con edificios derruyéndose. La niebla que no nos deja ver el polvo alzándose, nuestro personaje rogando por su vida mientras yace en el suelo, incluso lo más horrible tiene un valor artístico y visual que refleja la dura realidad de la guerra lo mejor que puede en este contexto, aunque cabe destacar la falta de acciones como la de poder arrastrar a un compañero herido, que se prometió que estaría en el juego, pero que no llegará hasta más adelante.

Este juego es tan sobrio que tiene hasta una mecánica para rogar por tu vida.

Músicalmente estamos ante un juego increíblemente sobresaliente, cosa que no es una novedad en los Battlefield. Con un entorno sonoro que si ademas se juega con cascos o sistemas 5.1 o 7.1, crean una experiencia inmersiva y envolvente, donde casi podremos sentir como los tiros vuelan sobre nuestras cabezas rompiendo el aire, o como explota todo. Es uno de los puntos fuertes de este juego aunque muchas veces la gente no sea del todo consciente, del trabajazo que se hace en este aspecto. Y los temas musicales no desmerecen para nada, creando una atmósfera de sobriedad y heroísmo que evidentemente suelen acompañar a esta clase de títulos.

En general el aspecto de este juego es una maravilla, tanto para el ojo como el oído estamos ante una experiencia llena de detalles, que crean una atmósfera casi perfecta. Algo que es difícil de describir con palabras y que merece la pena ser experimentado en primera persona.

Al final de las horas jugadas y con muchas más por delante puedo decir que Battlefield V me ha llegado en varios sentidos, no solo como shooter, también como obra con cierto toque artístico y con cierto homenaje a la historia. Una experiencia de juego intensa y exigente hasta cierto punto que nos permite pasar por varios estados de animo en una misma partida. Una formula que pese a repetirse otra vez se nota fresca y en forma.

Además de todo lo que ya tiene este juego tenemos más contenido en el futuro, en el cual estará incluido un modo Battle Royal. Puede que normalmente la promesa de más contenido se vea como algo negativo, pero es que aquí lo tenemos de forma gratuita, ya no hay pase premium ni pase de temporada, por lo que se nos promete un juego de precio único intenso y lleno de novedades cada pocos meses. Por lo tanto EA con este juego va en el buen camino y aunque hay cosas que nos prometieron y faltan, todo hace pensar que la espera merecerá la pena.

Battlefield V

Puntuación Final - 9

9

Imprescindible

La Segunda Guerra Mundial llega a nosotros en un juego que combina espectacularidad y sobriedad de manera excelente.

User Rating: Be the first one !
Etiquetas

Francisco Jose Moreno

Gran Fan del Zelda, Final Fantasy, Metal Gear y largo numero de Etc. Lo mío son los juegos que me divierten simplemente o los que me llegan a la patata. No creo que nadie pueda sentar cátedra en opinar sobre videojuegos.

Actualidad

Deja un comentario

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar
X