AnálisisSwitch

Demetrios: The BIG cynical adventure – Análisis Switch

Como locos a por el tesoro

La aventura gráfica es un género que desde pequeño me interesa. Aunque llegué tarde para disfrutar de la edad de oro de estos videojuegos, siempre he sido un fiel seguidor del desarrollo de este tipo de títulos. Hoy analizo Demetrios: The BIG cynical adventure, realizado por COWCAT en 2016, que ahora llega a Nintendo Switch. Su principal atractivo es una aventura cargada de humor cínico y políticamente incorrecto. Sobran los preámbulos, ¡comencemos el análisis!

Tras regresar a casa con varias copas de más, Bjorn Thonen recibe una llamada misteriosa: su vida está en peligro. Acto seguido, sufre un asalto a mano armada del que no se defiende por motivos evidentes. Al despertar descubre que le han robado, aparte del poco dinero que tiene, una tablilla perteneciente a una estatua valiosa que había adquirido recientemente. A partir de ese momento le acompañaremos junto a su vecina Sandra, quien le ayudará en numerosas ocasiones en una alocada aventura para descubrir por qué fue asaltado y los misterios que hay detrás de esa misteriosa estatua. Tras el interés que suscita este comienzo, Demetrios ofrece una trama poco seria y plagada de humor, el principal componente del título.

Durante su aventura, Bjorn conocerá diversos y extravagantes personajes, quienes ofrecerán diálogos graciosos a la par que aberrantes. Todos tienen sus peculiaridades y rarezas. Hago una mención especial al policía que solo quiere helados de coco para comer y al vendedor que se siente forzado a ser amable. He reído mucho con ellos. Sin embargo, la palma se la lleva nuestro protagonista. Bjorn es el personaje más loco, cínico y pasado de vueltas que conoceremos en toda la trama principal. Siempre tendrá un comentario divertido acerca de los objetos que encontremos, las soluciones que plantea para diversas situaciones serán ridículas e hilarantes y romperá varias veces la cuarta pared para ponerse en contacto con el jugador. Es un personaje con el que se empatiza pronto.

Bjorn es la voz de todos los jugadores.

El humor no acaba aquí. Si tomamos decisiones incorrectas, como meter los dedos en un enchufe, Bjorn morirá o será arrestado, lo cual provocará los finales de juego. Todos ellos son absurdos y estúpidos, pero es imposible no reírse a carcajadas con ellos. De hecho, me ha interesado mucho más encontrar estos finales que completar la trama principal; el juego te indica cuántos has desbloqueado.

Sin embargo, Demetrios presenta un problema: abusa de su humor. Aunque el juego no tenga como objetivo atraparnos en una increíble y misteriosa historia, muchas veces cuenta tantos chistes y hace tantas bromas que es fácil perder el interés por lo que se está contando. Todas las tramas y argumentos humorísticos necesitan un equilibrio entre la seriedad y los chistes. Demetrios fracasa en ello. ¿La consecuencia? El título se hace pesado a partir del cuarto capítulo, de los seis que está compuesto.

Un claro ejemplo de por dónde van los desastrosos finales de Bjorn.

Me he reído en muchas ocasiones, pero en otras he prescindido de leer diálogos sin sentido y chistes fuera de lugar porque quería avanzar en la trama principal y dejarme de tonterías. Además, el humor que se presenta pocas veces resulta inteligente. A menudo veremos chistes escatológicos o fuera de lugar y pasados de vueltas. Me esperaba más nivel humorístico por parte de la trama en este sentido.

En definitiva, la trama principal comienza bien, pero acaba en un segundo plano por culpa de un humor que cansa y aburre al jugador.

Demetrios es una aventura gráfica point and click clásica; en ella se presentan diversos escenarios con los que interactuaremos. Un detalle que me ha gustado ha sido que el juego aprovecha la pantalla táctil de la Nintendo Switch en su modo portátil, por lo que podremos jugar de esta forma o con los mandos. De todas formas, importa poco porque los controles son sencillos y accesibles.

Según dónde situemos el cursor y decidamos interactuar presenciaremos una situación, que pueden ser diálogos con otros personajes, recoger un objeto que nos será útil para resolver un puzle o un comentario estúpido de Bjorn, lo más usual.

Tecnología punta.

Estos objetos que recogemos a lo largo de la aventura también los podremos combinar y emplear con elementos del escenario para resolver puzles. Dichos puzles serán usualmente peticiones de otros personajes para avanzar en la historia, algunos son fáciles y otros rebuscados, que nos exigirán una inspección exhaustiva del entorno. Sin embargo, tendremos a nuestra disposición ordenarle a Bjorn comer galletas. En ese momento el personaje pensará, acción poco usual en el juego, y nos revelará una pista para solucionar el puzle.

Las galletas son limitadas y “difíciles” de encontrar; hay en concreto tres por escenario que visitemos. Sin embargo, dispondremos de suficientes para no atascarnos demasiado en un puzle. Esta mecánica viene bien por la naturaleza estúpida del juego. Algunas soluciones son tan ridículas y contrarias a la lógica natural que, de no ser por este preciado objeto, serían difíciles de adivinar por parte del jugador. No todos estamos tan locos como Bjorn.

También dispondremos de otra ayuda que nos revelará todos los objetos que hay en una habitación, excepto las galletas. No la comentaré porque no la he utilizado, puesto que rompe la gracia de la investigación del título.
En conclusión, Demetrios no se despega de las mecánicas tradicionales de las aventuras gráficas point and click. Lo cual es seguro, porque funciona, pero poco innovador.

Uno de los puntos fuertes de Demetrios es el apartado gráfico. Todos los escenarios y personajes están realizados con dibujos a mano. El coloreado y el estilo gráfico consiguen un resultado llamativo para el título. Junto a esto, las escenas “cinemáticas” y los finales trágicos de Bjorn, al igual que los diálogos, se presentan con una estética de cómic muy acertada para el juego. Desde luego, es una delicia ver el trabajo que han dedicado a este apartado en el juego.

El estilo de cómic está muy logrado.

La música y los efectos de sonido se encuentran en un plano secundario del juego. Es decir, la música se trata de un compendio de melodías sencillas, las cuales contienen efectos foley interesantes y efectos que acompañan a la jugabilidad, sobre todo onomatopeyas. La banda sonora cumple con su función.

En conclusión, Demetrios: The BIG cynical adventure es un título inspirado en clásicos de las aventuras gráficas de point and click que proporciona momentos entretenidos y divertidos para disfrutar en sesiones cortas de juego.

A pesar de ser un juego bien desarrollado en lo técnico y artístico, así como haber aprovechado las cualidades del hardware de Nintendo Switch, su problema en el manejo del humor y la estupidez de la trama argumental impiden que este título aspire a más. Si se tratara de un título de otro género quizá habría sido condescendiente en este aspecto, pero una aventura gráfica se sostiene bajo el pilar de la historia. Si esta es floja o el entorno en el que se desarrolla desvía su interés no hay motivos para volver a jugar después de completar las primeras horas del título, tal y como me ha sucedido a mí.

Un ejemplo de los golpes de humor que sí funcionaban en el juego.

Además, se suman algunos errores de localización en los que, directamente, no se han traducido secciones de diálogos y aparecen en inglés, lo cual es gravísimo en títulos del estilo y baja escandalosamente la calidad del producto final.

En conclusión, si sois aficionados al género le podéis echar un vistazo; no es un juego caro. Sin embargo, si queréis adentraros en el mundo de las aventuras gráficas u os interesa disfrutar de una trama interesante y divertida deberíais buscar en otros títulos.

Demetrios: The BIG cynical adventure

Puntuación Final - 6

6

Interesante

Demetrios: The BIG cynical adventure es un título cuyo humor puede entretener a algunos aficionados del género. Sin embargo, su descontrol y el poco interés de la trama principal, su falta de innovación y sus graves errores de traducción lo convierten en un título solo pasable.

User Rating: Be the first one !
Etiquetas

Antonio Ríos

Ingeniero Multimedia en proceso. Amante del cine palomitero de nacimiento y fotógrafo a medias. También me interesa todo lo relacionado con la música y bandas sonoras. Con que un videojuego tenga una historia interesante y sea divertido de jugar, a mi ya me tiene ganado.

Actualidad

Botón volver arriba
Cerrar
X