Artículos

Los protagonistas de Octopath Traveler, de peor a mejor

El primer top diez con solo ocho entradas de la historia

Octopath Traveler ha sido uno de los juegos estrella de este verano y uno de los imprescindibles de Nintendo Switch, una carta de amor a los RPG clásicos de la época de Super Nintendo y Playstation. Una característica única y que le da nombre al juego es la de que en vez de uno el juego cuenta con ocho protagonistas, cada uno de los cuales tiene su propia historia totalmente independiente del resto. Cada personaje tiene sus habilidades, sus motivaciones y su carácter, lo cual permite que empaticemos más con unos que con otros y convierte en inevitable este artículo.

Me he propuesto ordenar los protagonistas de Octopath Traveler según mi criterio®, a veces porque me gusta su carácter, otras porque no me gusta sus habilidades… Estoy convencido al 90% de que esta lista no coincidirá con la vuestra, por lo que pedimos que las amenazas e insultos habituales en estos casos se dirijan a la siguiente dirección de correo: afreiresparragos@esmiopinion.com.

Sobra decir que es probable que el artículo tenga algún spoiler, y aunque intentaré que sean leves te recomiendo que no lo leas si no te has terminado el juego. Aclarado esto, empecemos.

Este personaje es lo peor. Un prototipo de Sasuke Uchiha, el típico personaje que no para de decir lo poco que necesita a la gente, lo bien que trabaja solo, etc… ¡Y todo porque lo traicionaron en el pasado! Pobre alma torturada, tener que pasar por eso, ¿verdad? NO. En este mismo juego hay varios personajes a los que traicionan y no se convierten en unos imbéciles nihilistas por ello.

¡Pero es que encima es el personaje más desagradable con los demás! En serio, me propuse recopilar con capturas de pantalla todas las veces en el que los demás protagonistas intentan ser amables con él para solo obtener malas contestaciones o borderías varias. Al final desistí, de tantas que llevaba.

Además, su acción de senda rompe el juego por varias partes. Por un lado convierte a Tressa en algo inútil ya que no tiene sentido comerciar si Therion puede robar sin ninguna penalización. Por otro tenemos siete protagonistas con un código moral bastante marcado que viajan con un tío que va robando pociones a pobres ancianitas… ¡Y les da igual!

Había muchas formas de acercarse a un personaje que fuese un ladrón, pero optaron por la más simple.

La razón por la que este personaje está tan abajo en el ranking tiene mucho que ver con que haya tenido que buscar su nombre en Google para recordar cómo se llamaba… luego tuve que buscarla otra ver para ver cómo se escribía.

H’aanit no tiene personalidad. Miento, tiene un par de conversaciones que dan a entender un pasado (la muerte de sus padres), unas aficiones (como cocinar)… Pero todo queda tapado por su historia. Perdón, ¿dije SU historia? Mas bien es la historia de su maestro.

Todos sus capítulos giran en torno a la desaparición de su maestro, sus amistades, sus relaciones, etc… ella es poco más que una observadora en su propia historia. Y mira, puedo comprarte eso… si es lo que estás intentando venderme, pero no es el caso; los otros personajes tienen sus historias completas, sus giros y evolucionan. H’aanit mata un dragón y ya está. No me da material para encariñarme con ella.

Pero lo peor es su habilidad. Tan solo la usé una vez en todo el juego, y era para comprender cómo funcionaba. Ir bajando la salud a monstruos para capturarlos y luego invocarlos para que hagan un ataque… en el papel suena bien, pero está tan mal ejecutada que al final es mejor optar por atacar con ella que malgastar un turno invocando un monstruo que hace tiempo que se quedó atrás en nivel. Sin duda jugadores expertos habrán aprendido algún modo de hacer cantidades ingentes de daño con su habilidad. Yo no, lo siento, no tengo tanta paciencia.

Cyrus está en el juego para rellenar huecos. Por un lado toda historia de fantasía necesita su mago negro, por otro tenemos el arquetipo de Sherlock Holmes con un toque de Sheldon Cooper. Si lo mezclas todo te sale un personaje aburrido tan lejano de ti que cuesta mucho conectar con él. Su historia es un compendio de clichés del género, empezando con una excusa un poco tonta para iniciar su viaje, y terminando con una manera muy torpe de cerrarse que deja varios cabos sueltos.

Su acción de senda también es inútil. Al igual que con Tressa y Therion, Cyrus tiene a Alfyn para hacer exactamente lo mismo que él pero sin penalización, por lo que a la hora de escoger siempre he preferido al boticario. Sin embargo no todo es malo, pues Cyrus tiene una habilidad secundaria que suavizaba su estancia en mi grupo: al empezar un combate desvelaba un punto débil del enemigo totalmente gratis, sin gastar un turno para ello ( aunque cuando ya llevas tiempo suficiente en una zona ya conoces todos los puntos débiles de los enemigos y ya no se me antoja una habilidad tan necesaria).

Ophilia es un personaje que me cuesta odiar pero al mismo tiempo también tengo problemas para quererla. Por un lado su historia me parece muy simple, con mucho relleno ya que depende demasiado de su acto final. También toca temas que me suelen dejar bastante frío, como es el de la fe, lo que aporta esta a la gente y demás. Sin embargo, ella como personaje me encanta pues es dulce sin que eso implique estupidez o inocencia absurda como suele ocurrir con este tipo de personajes.

Y no hay mucho más que pueda decir de ella, la verdad. En general me causa cierta indiferencia y es por eso que está en la mitad de la lista.

Alfyn viene a ser el típico alquimista de otros RPG: su habilidad consiste en combinar dos objetos para conseguir otro objeto distinto más potente. Sin embargo, al igual que con H’aanit es una habilidad que apenas usé ya que no puedes mezclar dos objetos cualquiera, si no unos destinados para ese uso, y que los más interesantes suelen ser muy caros en las tiendas, por lo que lo ignoré completamente salvo algún uso puntual. En su lugar hice que su segunda profesión fuese la de Clérigo, lo que sumado a sus habilidades nativas de boticario se convertía en el perfecto sanador para mi grupo, además que con las habilidades correctas nunca tenía que preocuparme por su salud o puntos de magia.

En cuanto a su historia tiene algunos fragmentos que me gustan mucho, sobre todo el concepto de curar a alguien malvado y su convicción en seguir hasta el final las consecuencias de su juramento hipocrático.

La favorita de casi todo el mundo en mi caso se sube al podio pero por poco. En mi opinión le terminaba lastrando todas sus habilidades, que consisten en subir las estadísticas de otros miembros de tu equipo, pero de nuevo por mi forma de jugar prefiero un personaje cuyas acciones tengan una consecuencia directa sobre el combate y no malgastar un turno en subir el ataque de otro personaje para una o dos acciones únicamente. Al final raramente ha formado parte de mi equipo más allá de cuando la he tenido que llevar por obligación.

Su historia tampoco me parece gran cosa. Tiene la trama más interesante, una historia de venganza contra unos individuos que mataron a su padre… aunque una vez finalizado el juego no terminé de entender muy bien las motivaciones de estos ni que ganaban con la muerte de ese hombre. Tampoco entiendo la caída en desgracia de Primrose, que pasa de «princesa» a prostituta bailarina cuando hay bastantes pasos entre medio que podría haber seguido, incluso en varios capítulos vemos que todavía hay gente que la recuerda y la quiere. Al final todo me parece una excusa de los guionistas para hacerla más miserable y desgraciada, esperando que empaticemos más con ella, quizá…

Lo cual es una tontería porque no lo necesita. Si Primrose está tan arriba en mi ranking a pesar de todas las críticas que tengo contra su historia y jugabilidad es porque es un personaje cojonudo. A pesar de todas las puñaladas que le ha dado la vida y ver lo torturada que está por dentro, por ello eso no le impide ser educada y leal con sus compañeros, no como el imbécil desagradecido de Therion, por poner un ejemplo. Las conversaciones que mantiene con sus compañeros (las que aparecen cuando pulsamos +) son de las mejores del juego, pero sobre todo me encanta la relación que tiene con Alfyn y Olberic. Con el primero dejan intuir varias veces una atracción que se siente muy real, para nada forzada. Con el segundo se cruzan varias frases muy emocionantes, sobre todo por parte del caballero cuando le recuerda que siempre luchará a su lado, y como ella se lo agradece visiblemente emocionada. ME ENCANTA.

Y que decir del caballero mismo… Es mi personaje principal, aunque fuese una decisión práctica: sabía que el juego te obliga a tener siempre en tu grupo al personaje principal, por no hablar que los primeros momentos del juego únicamente lo llevas a él o ella, por lo que conociendo mi forma de jugar a esta clase de juegos (es decir, torpemente y a lo bruto, ofensiva total) opté por escoger al que mejor encajaba conmigo.

Y la verdad es que no acabé nada defraudado. Su acción de senda, duelo, me encanta y me parece muy original, aunque al final termina aburriendo pues no tiene mucha profundidad. Su forma de pelear es bruta y poderosa, el siendo el primer personaje con el que superé la barrera de los 9.999 puntos de daño, y hacia el final alcanzaba los 30.000 mientras que el resto empezaban a llegar a los nueve mil… Prácticamente mi estrategia en los combates era utilizar el resto para romper armadura y usar a Olberic llegado el momento.

Y su historia también me gusta, no lo negaré. El capítulo en el coliseo es de los más originales de todo el juego (y hablamos de un juego de 36 capítulos casi idénticos todos ellos), con algunos personajes secundarios muy divertidos y carismáticos. También me gusta (con reparos, eso sí) la historia de la traición de su mejor amigo, así como su posterior redención… cuando finalmente aparece para ayudarte y luchar espalda contra espalda es uno de los momentos más emocionantes del juego.

Tressa es amor, carne de waifu que dirían algunos aunque es una expresión que a mí no me gusta. Su actitud respecto a la vida y la gente que le rodea es puro optimismo y alegría, un pedazo de pan con un corazón que no le cabe en el pecho. Me encanta cómo mira a la cámara y hace el signo de victoria cuando sube de nivel. Adoro su voz y sus expresiones cuando ataca, que van desde lo macarra a lo inquietantemente psicópata como cuando usas ataques de fuego. Es un personaje flexible que puede cubrir cualquier hueco, por eso en mi partida empezó como segundo atacante y terminó siendo la hechicera de mi grupo.

A veces me parece que su historia es un poco absurda, sobre todo lo que rodea su profesión y su manera de encararla: al vivir en un mundo capitalista se me hace extraño ver una sociedad en la que los comerciantes van de buenos por la vida, capaces a renunciar a sus beneficios por hacer el bien.

Su habilidad pasiva es de las mejores del juego. Solo por estar en tu equipo cada vez que entras a una zona Tressa se encuentra una bolsa con dinero que alguien había perdido. La habilidad de su profesión permite al mismo tiempo obtener grandes cantidades de dinero de los enemigos a los que nos enfrentamos, y teniendo en cuenta lo caro que suele estar todo en las tiendas es prácticamente obligatorio tenerla en nuestro equipo.

¡Si hasta tiene padres! ¡Y los dos llegan vivos al final del juego! Lo nunca visto en un RPG.

Tiene el pequeño problema, eso sí, de que su acción de senda es prácticamente inútil ya que no tiene sentido gastarse cinco mil monedas de oro en comprarle a alguien un objeto cuando Therion puede robarlo sin consecuencia (¿te han pillado? soborna al tabernero y como si nada). Pero seamos sinceros, eso no es culpa de Tressa, que es el mejor personaje de Octopath Traveler, si no del sosainas de Therion.

¡Muerte a Therion! Dioses, como lo odio…


Y hasta aquí mi opinión. Espero que coincida en algunos casos con la vuestra, y en aquellos en los que no, no dudéis en comentar aquí en la web o a través de Twitter. Para finalizar os contaré una curiosidad que quizá ya os hayáis dado cuenta por vosotros mismos, pero si no es muy divertida: ¿sabéis que si cogéis la primera letra del nombre de cada uno de los protagonistas os sale el nombre del juego?

Olberyc, Cyrus, Tressa, Ophilia, Primrose, Alfyn, Therion, H‘aanit.

Etiquetas

Adrián Laguna

Crecí viendo jugar a mi padre al Mario 64 y a mi madre al Banjo Kazooie... era obvio que esto de los videojuegos acabaría tirando de mi.

Actualidad

Botón volver arriba
Cerrar
X