AnálisisSwitch

The Mooseman – Análisis Switch

La mitología de un pequeño pueblo en la palma de tu mano

Nuestro mundo es increíblemente rico en cuanto a mitologías y leyendas se refiere. Hace muchos años cada pueblo tenía su propia religión y su propia historia; religiones basadas mayoritariamente en el chamanismo y los rituales en busca del favor o la calma de la divinidad. Toda esta cultura muy anterior a la griega, por ejemplo, es difícil de reconstruir debido a la falta de testimonios que nos den detalles sobre estas culturas. La puerta más rutinaria para exponerlas, además de sus tradiciones, suelen ser los libros académicos o los museos, pero en ocasiones nos encontramos con obras en nuestro medio que intentan traernos un pequeño vistazo a criaturas mitológicas y a visiones del mundo más antiguas de lo que pensamos.

Casos como Never Alone nos intentaba hacer ver el mundo del pueblo Iñupiaq del Ártico con gran acierto, mientras que el caso de The Mooseman no llega tan lejos a pesar de su atmósfera.

El vibrante mundo Komi-Permiano

The Mooseman es un título de desplazamiento lateral desarrollado por el estudio ruso Morteshka que nos transporta a la mitología Komi-Permiana, en una pequeña población de la zona de los Urales rusa que aún a día de hoy sobrevive con poco más de 100.000 personas. Encarnaremos al Mooseman, una criatura mitológica que es capaz de ver el mundo terrenal y el mundo de los espíritus a voluntad, cuya misión es atravesar las tres capas del universo en un viaje lleno de peligros.

Desde el inicio del viaje al apretar un botón nos pondremos la calavera de un animal en la cabeza, lo que nos dejará ver el mundo de los espíritus en el plano terrenal. Esto crea situaciones muy sencillas, mientras que en el plano de los muertos hay un agujero insondable, en el plano de los espíritus hay un tronco por el cual podemos pasar. También tendremos que interactuar con algunos espíritus, ya que a veces escaparán de nosotros y otras nos atacarán. Más adelante también contaremos con otro poder que nos dejará crear un escudo a nuestro alrededor para protegernos de los espíritus más agresivos. Estas dos mecánicas son el centro de todo el núcleo jugable del título y se utilizarán para resolver algún que otro puzzle sin ninguna dificultad más que fijarse en el entorno para ciertas pistas.

La atmósfera lo es todo

El punto fuerte de The Mooseman está en su atmósfera. Durante todo el juego nos encontraremos con unos monolitos que desbloquean historias sobre la creación del universo y la mitología del pueblo komi-permiano. Desde la creación de las tres capas del mundo, los rituales de caza, las ofrendas a las deidades o la historia del Oso que guarda la puerta al Mundo Inferior y que nosotros mismos tendremos que burlar. Además de esto habrá unas reliquias en forma de coleccionables que están basadas en pinturas y reliquias reales de su cultura, dándote la propia referencia de en qué libro puedes encontrarla o en qué museo se encuentra. Esto hará las delicias de los amantes de la mitología y tal vez incite la curiosidad de tantas otras personas a conocer más sobre este pueblo.

Mención especial a la narradora del juego que cuenta toda la historia en el idioma nativo, lo cual sería excepcional si contase con subtítulos al inglés en todas sus intervenciones ya que solo en ocasiones lo está y es bastante frustrante el no entender qué es lo que me están contando. El resto del juego está en perfecto inglés, lo cual me hace pensar que se trata de un fallo.

Todo el juego se basa en una paleta de colores fríos principalmente, lo que lo dota de una atmósfera un tanto lúgubre y deprimente que acompaña a la historia del propio título hasta el final. Llegar hasta este final será más bien breve, pero leer todos los textos y encontrar todas las reliquias añade cierto desafío extra. Durante la experiencia de juego he encontrado algunos bugs, una caída al vacío gratuita y un par de atoramientos en el suelo, pero nada que un parche no pueda solucionar.

Un viaje espiritual

The Mooseman es un juego breve y extraño, no aporta nada a nivel jugable más que cambiar entre mundo mortal y espiritual para resolver unos sencillísimos puzles, pero sirve como puerta para que una gran cantidad de gente conozca y se interese por este pequeño pueblo, su mitología y costumbres. El hecho de que toda una cultura se pierda es una gran catástrofe, así que considero a The Mooseman como una gran caja fuerte que el equipo de Morteshka han creado para conservar al pueblo Komi-Permiano del olvido.

Si sois unos apasionados de la mitología no lo dudéis, y si os interesa conocer una nueva cultura a través de un viaje interactivo de dos horas, tampoco. The Mooseman es un juego atípico y carente en muchos aspectos, pero es una puerta a algo mucho más grande.

The Mooseman

Puntuación Final - 6

6

Interesante

The Mooseman no aporta nada nuevo en materia jugable, pero sirve como puerta a un mundo lleno de espíritus y leyendas.

User Rating: Be the first one !
Etiquetas

Daniel González

Tal vez os interese mi vida de filólogo, o tal vez no. En todo caso resulta que me gustan los jueguicos y a veces escribo sobre ellos. Beyond Good & Evil es lo mejor que ha dado este mundo.

Actualidad

Botón volver arriba
Cerrar
X