AnálisisPS4

The Elder Scrolls Online: Summerset – Análisis PS4

La tierra del verano nos espera

En la vida las cosas no suelen salir bien a la primera, excepto algunas cosas muy puntuales todo tiene una fase de ensayo y error. Lo malo de esto es que hay muchas ideas que acaban superándolo y simplemente se pierden en la abismo de la derrota, por suerte hay otras que consiguen salir adelante, con esfuerzo, dedicación y cierto punto de cabezonería. Considero que esta es la actitud necesaria para esta industria, aunque claro está, hay que saber cuándo parar. Por suerte para nosotros Bethesda ni tuvo que hacerlo ni lo hizo, no paró, insistió, escucho a los fans y se fijó cómo mejorar su producto. Y gracias a ello hoy podemos disfrutar The Elder Scrolls Online con su expansión Summerset, que no es la primera expansión y seguro que no será la última.

Aventuras en Tamriel

Dependiendo de cuándo te hayas unido al juego y el contenido que tenga el principio es distinto, pero en esencia es lo mismo; o estás atrapado en una dimensión Daédrica o en algún tipo de trampa mental. En el caso de Summerset además han sintetizado esta especie de tutorial, de manera que no se hace tan pesado como el que había en los inicios del juego. Pese a esto, si no quieres no tienes por qué hacerlo, puedes saltarlo y es de agradecer, el juego permite al jugador elegir y eso siempre es el camino correcto ante varias formas de hacer las cosas. Evidentemente antes de antes de esto nos habremos creado el personaje, y como buen The Elder Scrolls que es tenemos a nuestra disposición a todas las razas de este conocido mundo, a excepción de los imperiales, que solo puedes seleccionarlos si tienes el pertinente DLC, algo de lo que adolece mucho este juego y que más adelante comentaremos.

La creación de personaje es todo un ritual en esta clase de juegos, TESO no podía ser menos.

Una vez «salvados» de nuestro cautiverio empezará la aventura de verdad. En su día empezábamos en la reconocible Skyrim, pero ahora todo ha cambiado y el punto de inicio es Summerset, de manera que el juego te inicia en medio del nuevo contenido, al cual puedes acceder al igual que gente que ya lleve jugando más tiempo que tú. De alguna manera la dificultad se ajusta a tu nivel, por lo que sentimos que el juego nos acoge y nos hace protagonistas desde el primer momento, iniciando una aventura que nos llevará por muchas intrigas e investigaciones, además de combates, lo cual es una tónica bastante común en The Elder Scrolls Online. No suelen haber misiones estúpidas de recolección, a no ser que tengan su justificación, y menos cuanto más nos acercamos a lo que ha acabado siendo el juego.

Summerset es un lugar agradable, con una ciudad no muy grande y que a nivel de juego va a lo que va, con poca distracción al menos al principio. Nos sentimos en un The Elder Scrolls de libro, evidentemente con algunas diferencias, pero con mecánicas muy similares. No hay que agobiarse por explorar, las propias misiones nos llevan por todo Summerset, y como ya es normal en esta saga, tenemos siempre en el mapa dónde tenemos que ir; sin duda un mecanismo para hacer sencilla la resolución de las misiones, que tiene su punto fuerte en su propio argumento, y el hecho de que podemos tomar ciertas decisiones, que si bien no cambiarán demasiado la resolución de la misión sí generan la sensación de que nosotros podemos influir un poco en lo que ocurre. Como pega a todo esto decir que lamentablemente el juego está en inglés, y aunque a mí no me ha supuesto un problema entiendo que un jugador puede exigir que ya que compra un producto deba estar en su propio idioma, además de que es un detalle que ayudará a disfrutar más la trama del juego.

De vez en cuando podremos abrir una suerte de cajas de loot que nos darán items, para ganar más experiencia y cosas así, pero no muy a menudo.

En primera y tercera persona

TESO es un The Elder Scrolls, lógicamente, y como tal tiene un sistema de combate basado en la acción. No exactamente igual que un The Elder Scrolls al uso, ya que de normal tenemos diferentes tipos de armas y las magias pertinentes que aprendemos al leer libros. En este caso mantenemos el combate y las vistas en primera y tercera persona, pero el tema de las habilidades va asignado a la clase que elegimos y las vamos aprendiendo según subimos de nivel y decidimos en qué gastar los puntos que ganamos. Un toque muy interesante de este juego es que tiene las clases normales como guerrero, pícaro, mago, etc, pero en este caso con nombres distintos véase, DragonKnight, Sorcerer, NightBlade, Templar y Warden (que viene con la expansión de Morrowind). Estos nombres no son solo una forma distinta de llamar de las clases básicas, sino que nos aportan una serie de habilidades distintas, que dan cierto toque como por ejemplo la transformación de dragón del DragonKnight. Estas clases a su vez disponen de diferentes tipos de subclases que nos permiten personalizar a nuestro personaje, hacerlo nuestro de una manera increíblemente interesante y compleja según llegamos a niveles altos, de esa manera, aunque hemos renunciado a ciertas cosas, tenemos un sistema que sigue respetando la personalización tan clásica en The Elder Scrolls.

Las conversaciones con otros personajes son tan importantes como el propio combate y el juego se recrea, no solo con texto sino con voces.

El juego está lleno de opciones, y no solo lo comentado sobre las clases, tenemos diferentes gremios, al igual que en Skyrim, Oblivion o Morrowind. Claro ejemplo son el gremio de guerreros y el gremio de magos, que nos dan una linea de habilidades adicional, la cual podremos mejorar en base a ciertas acciones especiales y misiones; hay algún gremio más, pero en el caso de gremio de asesinos, tendremos que hacernos con el DLC pertinente para poder ser parte de él. El tema de los DLC está muy presente en el juego, y podemos adquirirlos ya sea con el TESO Plus mientras mantengamos la suscripción o comprándolos directamente, no es algo que resulte muy agradable, pero el juego es muy disfrutable sin estos DLC y más o menos podemos pasar sin ellos. En este caso según cada uno puede llevarse una impresión diferente de esto, en mi caso no me hace demasiada gracia el tema de tener que estar pagando, aunque entiendo el valor de TESO plus, contando que otros juegos siguen teniendo suscripción (también hay el ejemplo de otros que no tienen ni una cosa ni la otra).

La sensación de compartir un mundo es realmente notable en este juego. Incluso cuando estamos en dimensiones Draédricas o en medio de una misión contra un enemigo malvado, hay más jugadores correteando por ahí que intervendrán en el combate. Esto es bueno por un lado, porque hace muy fuerte la sensación de online aunque juegues solo, pero por otro a veces puede ser incómodo, ya que ciertos enemigos pasarán a ser demasiado sencillos, y más si tenemos en cuenta que el juego permite a personas de nivel alto con personas recién llegadas compartir espacio y enemigos, que por mucho que estos se ajusten, siguen durando poco ante jugadores con mayor nivel y buen equipo. Este punto no rompe el juego para nada, solo es un detalle, ya que tendremos bastantes batallas y además la intensidad de la trama hará que estemos metidos en el argumento, por lo que tendemos a ignorar esto y disfrutar de cómo avanza la historia.

Cuando llegamos a nivel 10 podemos empezar con el buscador de mazmorras, que nos pone en un equipo y nos manda directamente a la acción, con unos compañeros seleccionados al azar. Esta mecánica responde de una manera muy similar como lo hacen otros MMORPG, al igual que FFXIV por comentar alguno, pero según subimos de nivel y podemos acceder a mazmorras más difíciles tendremos una barrera un poco incomoda y es el hecho de que ciertas mazmorras especiales están en forma de DLC y por lo tanto o pagas o te suscribes a TESO Plus. Es una pena que esto esté ideado de esta manera, ya que si el TESO plus tiene cierto sentido si pensamos que antes este juego tenía mensualidades, el hecho de tener mazmorras de pago es bastante desagradable por mucho que TESO plus nos de acceso a todo. Este servicio cuesta como unos 12 € al mes, y nos da acceso a 1500 coronas por mes, que técnicamente ya vale 12 €, mejoras en la subida de nivel y el almacenamiento de objetos, acceso a todos los DLC, además de algunas otras mejoras. Por una parte resulta interesante el hecho de que el juego te permita jugar solo comprándolo y que se mantenga con un pago opcional que te aporta una experiencia premium. Pero al mismo tiempo la mera existencia de una experiencia premium crea una barrera entre jugadores que, aunque no es tan evidente, existe y crea bastante desazón a la hora de optar por este juego ante otros.

Mucho más que Skyrim o Summerset

Uno de los valores añadidos de este juego es el hecho de poder visitar Tamriel, que aunque no al completo es solo cuestión de tiempo que sea así. Tenemos a nuestra disposición muchísimos sitios, entre ellos partes de Skyrim, el territorio imperial, Morrowind, Summerset y bastantes sitios más. Como juego estamos ante una experiencia compleja, con muchísimas misiones, con un gran argumento e ítems que conseguir, desde estéticos, hasta monturas, pasando por mascotas, nuestra propia casa y un montón de cosas más que merece la pena descubrir. En este sentido se nota las ganas que hay puestas en el juego y la pasión de los desarrolladores. Nada parece hecho por hacer, todo tiene un propósito y está mínimamente pensado.

Cuantas más cosas creemos, mejores cosas podremos crear, es la base de la artesanía en este juego, como en todos prácticamente.

En cuanto a la obtención de objetos el juego bebe mucho no solo de otros MMORPG sino de sí mismo, tendremos zonas de forja y creación de diferentes tipos de objetos que podremos usar sin restricción, únicamente nuestro nivel y cantidad de ítems implicarán qué podemos crear o no. Esto tiene un gusto muy The Elder Scrolls que los fans de la saga sabrán reconocer. Evidentemente el juego también tiene tiendas y además en base a misiones y combates nos da muchísimo equipo y objetos. La decisión es nuestra a la hora de pertrecharse, nada nos impide saquear las zonas y mirar todas las urnas, nunca sabes qué puedes encontrar; incluso robar es una opción muy similar a como lleva siendo desde siempre, pero cuidado, porque al igual que en la saga regular tiene consecuencias si te pillan.

También podemos disfrutar de un apartado visual excelente, en PlayStation 4 funciona a las mil maravillas, salvo algún fallo de latencia que asumo que sea por mi linea de internet, pero es algo muy puntual. Desde los enemigos, pasando por las diferentes zonas hasta nosotros mismos, podemos apreciar cómo estamos ante un The Elder Scrolls. Esa inmensidad que muchas veces nos transmiten sus juegos cuando es de noche, en esas zonas de soledad donde podemos fascinarnos con el cielo nocturno y una banda sonora que hace honor a la saga, no solo en esos momentos nocturnos, sino también de día. Es un juego donde da gusto existir, simplemente estar, que emociona investigar y descubrir con el resto de The Elder Scrolls. Con muchos secretos y detalles, como el hecho de poder ser hombre lobo o vampiro, esas pequeñas cosas que crean una ambientación alrededor del juego, que lo hacen un mundo más grande de lo que puedes abarcar de una manera lo más natural posible para un videojuego de esta época.

Los combates son una parte muy divertida del juego, yo prefiero afrontarlos en tercera persona, pero para gustos colores.

Aunque sigue teniendo el efecto de que las ciudades están hechas para los aventureros y todo es muy cliché, en este sentido no es nada que el resto de juegos no hagan, la diferencia que en este juegos online los personajes sí parecen vivos, por las tramas de la misiones en las que nos vemos envueltos como ya he comentado un par de veces antes. Es un tema en el que me gusta insistir, porque primero no es fácil crear un hilo argumental interesante, en base a misiones y misiones, que es algo muy típico de los MMOPRG, de manera que por muchas misiones que acumules nunca sientes, o al menos no con la gran mayoría, que eres solo un recadero de lo estúpido. Asesinatos, robos, tramas familiares o incluso tramas políticas bañan las misiones que nos encontraremos, por alguna razón tenemos complejo de Detective Conan y atraemos los casos más jugosos para que seamos parte de su historia. Pero como he comentado antes, el juego está en inglés, nada de español, y es una enorme pena, porque primero la gente que no sabe inglés, aunque pueda jugar, se perderá toda la trama y el gran trabajo que los guionistas de este juego han hecho, todo el esfuerzo se esfuma en este sentido. La excusa es la de siempre: las ventas, pero como hispanohablante no puedo evitar lamentarme por esto.

Un The Elder Scrolls por derecho propio

Este juego me ha dejado con un gusto fantástico, una experiencia de The Elder Scrolls muy completa y la cual aún no ha acabado, me quedan muchas horas de diversión, muchas más incluso de las que posiblemente pueda abarcar. Su música te lleva desde el principio, su personalización te permite crearte a tu propio yo de ese otro mundo. Su manejo te crea unas ganas locas de combatir, pero su historia te crea más ganas de imbuirse de ella. Tiene varias fallos, sobre todo en el tema de TESO plus y cómo se percibe, es un hecho que no nos gusta estar pagando continuamente, pero también es verdad que estas cosas deben financiarse de alguna manera; cada compañía elige cómo hacerlo. Independientemente de esto último, The Elder Scrolls Online Summerset es un juego que merece mucho la pena y más si eres jugador de anteriores títulos como Skyrim o Oblivion. Porque es bonito, porque musicalmente es evocador, porque es divertido y, por encima de todo, por que es un buen videojuego, hecho con ganas y cariño.

The Elder Scrolls Online: Summerset

Puntuación Final - 8

8

Recomendado

Tamriel nos espera para una intrigante y épica aventura, donde podremos explorar desde Skyrim hasta la mismísima tierra del verano.

User Rating: Be the first one !
Etiquetas

Francisco Jose Moreno

Gran Fan del Zelda, Final Fantasy, Metal Gear y largo numero de Etc. Lo mío son los juegos que me divierten simplemente o los que me llegan a la patata. No creo que nadie pueda sentar cátedra en opinar sobre videojuegos.

Actualidad

Botón volver arriba
Cerrar
X