Artículos

La escena competitiva en Nintendo con los e-Sports

Cuando hablamos sobre jugar en compañía a videojuegos sin duda nos viene a todos a la mente cualquiera de las plataformas de Nintendo. Dicha compañía desde hace muchísimos años ha conseguido atraer a todo tipo de público, entre ellos el poder jugar con un amigo, varios o incluso el poder dedicarse a ello profesionalmente mediante torneos. Y son muchas las formas de divertirse, pero en este articulo vengo a hablaros sobre los deportes y la escena competitiva que sufre la gran N.

A priori podemos pensar en varios juegos competitivos y de carácter deportivo; Super Smash Bros, Splatoon 2, Mario Kart y Arms (de boxeo) son creados por Nintendo, pero también tienen juegos de otras compañías que podría ser perfectamente validos como Fifa, NBA o Rocket League. Es sabido que los desarrolladores de juegos sobre el “deporte Rey”, o el fútbol, tendrán el escenario perfecto para sus lanzamientos con la llegada del mundial Rusia 2018, y con ellos una oleada de fanáticos a este deporte deseosos de poner a prueba sus conocimientos en fútbol, al predecir una apuesta o jugar el videojuego más nuevo de fútbol y competir en colectivo.

A propósito de la industria de Nintendo de todos estos títulos, ¿cual creéis que es el más competitivo? Efectivamente, Super Smash Bros. Su primer torneo importante fue en la EVO o Evolution 2007 con Super Smash Bros Melee para Gamecube con Ken como ganador junto a su personaje favorito, Marth. Todo el mundo pensaba que solo por su estética infantil y dirigida para un público más o menos pequeño no podía llegar lejos, y ahí estaba, dándolo todo y reuniendo a una gran cantidad de jugadores solo para ganar un torneo y, por supuesto, su jugoso premio. Después de eso salió Brawl para Wii, y aunque en lo personal me parecía un juego que superaba por mucho a su antecesor, este no consiguió captar la atención de tanto público, por lo que los torneos se hacían de ambas modalidades (SSBM y SSBB). Más tarde en 2014 se lanzó la versión de Wii U y 3DS, llegando así en 2015 el torneo a la EVO, y por suerte tuvo mejor éxito que la entrega de Wii, llegando a tener una cantidad de participantes exuberante con ganadores como ZeRo, quien ha conseguido demostrar que este título se merece ser un digno juego de lucha.

A día de hoy podríamos decir que tanto Melee como la versión de Wii U han sido de los mayores juegos de deporte electrónico que han recolectado dinero, y sin tener nada que envidiar a otros títulos de lucha como Street Fighter, Tekken o Marvel vs. Capcom.

Pero, ¿qué pasará en el futuro con la escena competitiva y Nintendo?

Desde la salida de Switch la verdad es que el catalogo de títulos que podrían optar a estar en torneos importantes ha ido en aumento. Splatoon 2 sin ir más lejos es un claro ejemplo, donde se podrían formar equipos de cada país para hacer una liga, al estilo League of Legends o CS GO. ¿Por qué no se hace? Por falta de motivación, tanto por parte de los jugadores como de Nintendo. Hay mucha gente que se dedica a entrenar a este FPS de pintura y si se hiciese un torneo en condiciones en cada uno de los países se podría reunir a los mejores equipos para después llevarlos a un torneo mundial. Sí, es verdad que todo esto es muy fácil decirlo, pero como dije antes solo falta que la gente esté más motivada y Nintendo más predispuesta a organizar torneos o un apartado para la gente que desea jugar de forma más competitiva.

Próximamente tendremos el E3 y en dicho evento podremos presenciar dos torneos importantes; uno con la presentación de Super Smash Bros for Nintendo Switch y otro de Splatoon 2 World Championship 2018, donde se reúnen los primeros mejores equipos para hacerse con el premio que les otorgará en dicho evento. Tal vez, y quiero pensar, que después de estos eventos Nintendo, y sobre todo la gente, se tomen más enserio la escena competitiva de los juegos de esta compañía, intentando así poder llegar a ser de verdad un deporte electrónico.

Por último, me queda hablar sobre los dos últimos candidatos a posibles juegos competitivos: Mario Kart y Arms, el conocido videojuego de boxeo. El primero al ser un juego de carreras sí es verdad que a veces premia el tener suerte con los objetos que puedan salir, pero también hay gente muy habilidosa en los circuitos que nos proponen, y aunque no tenga una escena tan competitiva como pueden ser Super Smash Bros o Splatoon, este título se ha visto en infinidad de eventos o salones del manga e incluso algunos con grandes cantidades de dinero. Por otro lado, Arms, el juego de boxeo, podría ser el último candidato de momento para ser un juego competitivo deportivamente hablando. Tal vez no cuente con las mecánicas suficientes como para ser el mejor en este sector, pero tampoco hay que desprestigiar o dejarlo de lado por lo que es. De todo se puede sacar ese apartado competitivo, y si no, mirad el Tetris hasta donde ha llegado.

En especial en España no se tiene tan asimilado el concepto de e-Sports y solo algunos juegos como los mencionados anteriormente, League of Legends y CS GO, se consideran un verdadero deporte, teniendo así la LVP o Liga de Videojuegos Profesional. Poco a poco la gente se lo va tomando más en serio y haciendo que este concepto ya sea visto de forma natural y como un trabajo cualquiera, pero hasta que llegue ese momento tocará seguir luchando. Tal vez en un futuro podamos tener nuestra propia LVP de juegos de Nintendo o de cualquier otra compañía que se anime a experimentar en este mundo de los deportes electrónicos.

En definitiva, son muchos los jugadores casuales que se juntan con sus amigos para jugar, jugadores profesionales que se han dedicado en cuerpo y alma a entrenar duro para ser los mejores.

¿Y tú, qué tipo de jugador deportista eres?

Etiquetas

Alvaro Lopez Rodriguez

Nintendero desde que nací, gracias a mi familia que me enseñaron todo sobre los videojuegos. Fire Emblem y Metroid son sin duda de las mejores sagas que nos ha podido dar la industria de los videojuegos.

Actualidad

Close
X