AnálisisPS4

AO International Tennis – Análisis PS4

¡Vuelve el tenis!

Los amantes del deporte de raqueta por excelencia tienen un mes cargadito de novedades. El tenis en esto de los videojuegos lleva unos cuantos años de capa caída: las dos últimas grandes alternativas -si no tenemos en cuenta Grand Slam Tennis 2-, fueron Virtua Tennis 4 y Top Spin 4, y salieron hace ya 7 años. Desde entonces, no hemos tenido muchas noticias de este subgénero deportivo.

Por suerte, da la casualidad de que en este mes de mayo llegan a las tiendas dos nuevas franquicias con el objetivo de revitalizar el género. Tennis World Tour –del que también tendréis un análisis disponible en los próximos días- se disputará junto con AO International Tennis, de la gente de Big Ant Studios, el trono por el mejor juego de tenis de la actual generación de consolas. ¡Que empiece el set!

¡Vuelve el tenis!

AO International Tennis, como su propio nombre indica, es el videojuego oficial del Open de Australia, uno de los cuatro torneos que forman los Grand Slam, el circuito más prestigioso del mundo del tenis. Como no podía ser de otra forma, nos aseguramos la licencia de dicho torneo, así como una representación más o menos fiel de toda la competición. Conviene hablar del tema de las licencias, pues el título cuenta con varios matices.

El elenco de jugadores es amplio, pero faltan una gran mayoría de jugadores top, como es el caso de las notables ausencias de Roger Federer, Novak Djokovic o Selena Williams, entre muchos otros. También podemos contar con los dedos de una mano los jugadores licenciados que tienen animaciones propias, cosa que igualmente ocurre con los característicos gritos de los deportistas. Por suerte, y esta es la otra cara de la moneda, los modelados son accesibles gracias a la comunidad y a un editor de personajes bastante completo.
El diseño de las pistas y elementos del escenario se mantienen fiel a los de la realidad, pero la ambientación se siente algo pobre y todo se debe a un muy discreto acabado visual -más adelante entraremos en detalles-, que no ayuda a recrear la atmósfera requerida.

A pesar de la falta de licencias de tenistas importantes, el completo editor nos permitirá jugar con el aspecto de, por ejemplo, el hermano perdido de Roger Federer.

En cuanto a modos de juego, el título no cuenta con ninguna sorpresa. Nos encontramos con los típicos modos de partido rápido, modo Carrera -con una curva de dificultad un tanto extraña-, torneo de exhibición (individual, mixto o a dobles), el Australian Open y los modos online que por lo que hemos jugado funciona correctamente, a excepción de algún que otro bug.

¿Golpe ganador? No sé yo…

En el apartado jugable el título cuenta con ideas interesantes que se ven lastradas por unas muy reguleras animaciones y un ritmo frustrante. Este sistema sufre, sobre todo, en las carreras hacia pelotas lejanas, donde el movimiento del jugador es extraño, impredecible e incluso parece automatizado. Puede llegar a una pelota a 5 metros de distancia en una carrera como puede quedarse corto en una dejada a un metro. Es el principal problema del título, que en ningún momento se siente fluido y dinámico, lo que lastra también a su ritmo, factor que en un videojuego de tenis es fundamental.

En los primeros minutos el sistema de golpeo puede ser algo confuso, pero acaba siendo de lo más destacable del título.

Eso sí, no todo iba a ser malo. El jugador cuenta con un minimalista indicador al lado de personaje que nos muestra la resistencia de este y la calidad del impacto que acabas de realizar. De nuestra mano está interpretar la distancia y potencia de la pelota para realizar movimientos más o menos potentes, con los característicos movimientos de golpe liftado, cortado, globo, etcétera. De nuevo, la idea y el funcionamiento de este indicador me ha gustado bastante, pero cuando el resto de apartados no acompañan la experiencia se vuelve mediocre y acaba cansando a las pocas horas.

Una mecánica curiosa es la de solicitar el ojo de halcón, ya que los árbitros también fallan y si no estamos atentos pueden colarnos una bola válida por una falta.

Vuelta a la anterior generación

El acabado visual es muy discreto. Los modelados de los personajes dejan bastante que desear.

Visualmente, como ya comentamos antes, estamos ante un título muy, pero que muy justito. Los modelados de los personajes son, literalmente, de la pasada generación, y lo mismo se podría decir del público o personajes accesorios. Las pistas no están mal, pero faltan elementos de iluminación o efectos que mejoren el conjunto.

Además, en mi experiencia he sufrido varios bugs que me han impedido seguir con mi partida. Uno de ellos, en el modo online, sucedía entre punto y punto, cuando se congelaba toda la imagen menos la de los propios personajes. En el apartado del audio tampoco hay mucho que decir más allá de la selección de temas para los menús, que es simplemente correcta. Las voces están en inglés y la traducción de textos al castellano es muy mejorable.

¿El juego de tenis que esperábamos?

AO International Tennis no alcanza el nivel de las últimas entregas de Top Spin o Virtua Tennis, juegos con bastante más de un lustro a sus espaldas. Tampoco es un buen juego de tenis, pese a contar con ideas interesantes en su apartado jugable, el conjunto se encuentra falto de ritmo y tosco, por lo que falla en dos elementos indispensable en un videojuego de tenis.

AO International Tennis

Puntuación Final - 5.5

5.5

Correcto

Aunque tiene buenas ideas, está lejos de ser un buen juego de tenis a la altura de los clásicos del género. Puede que para una segunda entrega...

User Rating: Be the first one !
Etiquetas

Álvaro Novoa

Todo empezó en el Campo de los Bob-ombs. Me gusta escribir sobre videojuegos, casi tanto como jugarlos.

Actualidad

Botón volver arriba
Cerrar
X