AnálisisPS4

Dynasty Warriors 9 – Análisis PS4

Explora la antigua China como nunca antes lo habías hecho

Para los amantes del género musou, Omega Force son una compañía más que familiar. Dynasty Warriors es una de las sagas más populares, por lo que han querido innovar un poco en esta última entrega, adaptándose a los que buscan algo que le de un toque de originalidad a este tipo de aventuras.

He de decir que dentro de todos los géneros que existen, un musou siempre será más que bienvenido; pues el acabar con oleadas enteras de enemigos es un buen método para combatir el estrés. ¿No os pasa con estos juegos?

Dynasty Warriors 9 reúne todo lo clásico de la saga con una variedad de añadidos que hacen la aventura más grande, más épica y por supuesto, más ambiciosa que nunca.

Los fieles guerreros nunca mueren

Te invito a conocer China

¿Nunca os habéis puesto a pensar en lo magníficos que son los videojuegos históricos? Dentro de todo lo que abarca el disfrutar jugando, parece que olvidamos nombrar todo lo que podemos llegar a sentir mientras exploramos países enteros, recreados de una forma convincente y crucial a la hora de la inmersión del jugador en la historia.

En Dynasty Warriors 9 tendréis la oportunidad de sumergiros en los últimos días de la dinastía Han, junto a la aparición de la era de los Tres Reinos cuando los señores feudales luchaban por los dominios del terreno.

Cada rincón del mapa es explorable, cada entorno nos ofrece la posibilidad de tomar una decisión u otra. Por ejemplo, encontrarse con una horda de osos en las montañas o un grupo de enemigos al acecho, dispuestos a crear conflicto con nuestro protagonista. Podréis hacer uso de herramientas como el gancho, la cual os será de gran utilidad a la hora de desplazaros por las murallas o incluso cualquier terreno elevado que no podáis alcanzar con facilidad.

Difícil elección

Al comenzar la partida, podréis seleccionar el capítulo que más os interese siempre y cuando hayáis ido desbloqueando parte de la historia. Las opciones son muchísimas, dado que hay numerosas dinastías y muchísimos personajes a elegir. Tantos, que vais a desear jugar con prácticamente todos.

En cada una de las tramas os veréis envueltos en conflictos militares y políticos donde muchos de los protagonistas os mostrarán lealtad e incluso más de uno os traicionará por las espaldas. Desde la Rebelión de los Turbantes Amarillos hasta la unificación de China vais a tener que andaros con mucho ojo.

Dentro del menú de juego, podréis consultar las misiones en proceso. Como ya es costumbre en este tipo de aventuras, os irán apareciendo misiones y eventos secundarios casi a cada paso que deis; desde ayudar a los aldeanos del pueblo hasta dar caza a los animales más salvajes, o incluso rescatar personajes que más adelante se unirán a vuestra causa. Dynasty Warriors 9 no se deja nada en el tintero, teniendo incluso que pescar para conseguir la experiencia de algún encargo especial. Con la posibilidad de cocinar los alimentos que hayáis conseguido.

La diversidad de elecciones de personaje os deja rienda suelta a la hora de enfrentar el conflicto en China desde varias perspectivas.

Desbloquea multitud de nuevos personajes

Tu arma, tu mejor aliada

Toda guerra que se precie necesita un buen guerrero a sus espaldas. Vuestro personaje irá subiendo de nivel, teniendo que mejorar punto por punto los atributos que más os interesen; aunque por mi parte he de decir que a la larga muchos de ellos resultan bastante prescindibles.

Cada personaje tendrá predilección por un tipo de arma, e incluso si lo equipáis con la susodicha sus ataques se verán mejorados, ganando con facilidad los encuentros enemigos. Junto a la variedad de equipamiento podréis hacer uso de las gemas de poder, y los accesorios creados mediante pergaminos especiales tras la finalización de algunas misiones.

El sistema de combos está bastante trabajado, con algunas opciones muy interesantes que nos ayudarán durante el transcurso de la trama. Haciendo uso de uno de los gatillos del mando se nos abrirá una rueda de opciones en combate, que irá desde lanzar al enemigo por los aires hasta activar la habilidad especial de cada guerrero. Cada una de ellas tendrá un sistema de recarga, por lo que es conveniente no volverse muy loco a la hora de repartir golpes. Saber cuándo utilizar cada uno de los recursos será una pieza clave en vuestra victoria.

Un éxito en golpes, una buena cadena de KO… todo se convierte en un cúmulo de opciones que hacen del combate algo fluido y sin demasiadas complicaciones. Os daréis cuenta de que Dynasty Warriors 9 peca en exceso de ser fácil, pues si queréis enfrentaros a un verdadero reto os recomiendo que seleccionéis la dificultad máxima. Es difícil que te maten, y también es complicado perder un enfrentamiento. Quizás es uno de sus puntos flojos, puesto que con el transcurso de las horas ni siquiera vas a prestar atención al nivel del enemigo.

El mundo a tus pies

¡No todo se centra en el campo de batalla! El inmenso mundo abierto que se nos presenta nos invita a explorar a lomos de nuestro caballo todo el terreno que se extiende ante nosotros. Las visitas a las diversas ciudades determinarán vuestro desarrollo en el juego, pues tendréis que hacerle unas cuantas al herrero, a los dependientes e incluso a los vendedores de caballos en busca de un buen corcel con el que atravesar caminos enteros.

Cread potenciadores, encontrad las gemas repartidas por el mundo y haceos con multitud de materiales que os ayuden a la hora de mejorar vuestro equipamiento. Incluso si ahorráis el dinero suficiente podréis comprar un refugio donde descansar, decorándolo a vuestro antojo como mejor os convenga.

¿Qué es lo malo de todo esto? Pues que tanto mundo abierto sin un buen respaldo de “vida” detrás termina siendo inútil. Muchas zonas alejadas de la civilización están prácticamente vacías, creando una pesada sensación de que el juego parece estar incompleto. Cabe decir que la recreación está perfectamente cuidada, pero sin sucesos a los que darle un uso a ese espacio vacío creo que no sirve de nada.

Está claro que en una generación de videojuegos donde el mundo abierto y el sandbox están a la orden del día, son muchas las compañías que quieren subirse al carro, sin detenerse un momento a pensar en si es una buena idea o deberían haberse centrado en otros aspectos más importantes.

El diseño de personajes está cuidado al detalle

Aspectos mejorables

Dynasty Warriors 9 entorpece su propia experiencia de juego debido a los problemas técnicos que presenta. Ya de por sí, y al menos en la versión de PlayStation 4, se puede notar una buena caída de frame rates que incluso harán que nuestro personaje sufra algún que otro error de rendimiento más a menudo de lo que nos gustaría, llegando a entorpecer nuestro veredicto final.

La inteligencia artificial del juego es muy pobre. Los enemigos son muy fáciles de vencer y las misiones que deberían provocarnos respeto llegan a ser casi como un paseo. Por ejemplo, si debes infiltrarte dentro de un palacio imperial, esperas una oleada de soldados que impida tu paso. Sin embargo te encuentras corriendo en solitario hacia la puerta de entrada con enemigos que te observan desde lejos sin dar un paso al frente. En este sentido la aventura pierde bastante.

Toda la extensión del mapa es interesante, pero terminaréis usando el viaje rápido a menudo, directos hacia vuestra misión principal porque a veces no merecerá la pena completar secundarias en las que solo debéis enfrentaros a veinte enemigos. Además, muchos de ellos morirán con un par de ataques fuertes, sin presentar dificultad alguna.

Las cinématicas son buenas, pese a que el apartado gráfico podría haber dado mucho más de sí. ¿Lo mejor? La traducción española supone el poder seguir sin dificultad el argumento, aspecto que se agradece mucho cuando entre batalla y batalla debes hacer frente a un conflicto político.

Cuidado con tus enemigos, porque podrían aplastarte

Conclusiones

Pese a la fama que lo precede, Dynasty Warriors 9 es el quiero y no puedo, es un intento de evolución dentro de la propia saga que ha salido perdiendo en algunos aspectos.

El incluir misiones donde el sigilo y la infiltración juegan un papel muy importante debería haber contribuido a un amplio trabajo de desarrollo para mejorar este ámbito, aprovechando la novedad. Sin embargo, creo que Omega Force no ha conseguido un salto evolutivo que corone esta entrega como una revolución del género.

Tras todo esto, también debo decir que la compañía es sin duda la mejor llevando a cabo este tipo de proyectos, pues tampoco debemos olvidar que entre sus grandes juegos se pueden encontrar Hyrule Warriors o Fire Emblem Warriors. Un despliegue de conocimiento sobre el género cuyas licencias adquiridas son todo un acierto.

Dynasty Warriors 9 es una buena entrega. Llegará a ser de las mejores, seguro, a pesar de que parece que no ha terminado de ser la entrega definitiva que nos haga sentir satisfechos sobre lo que esperamos del musou perfecto.

Si te gusta este género y además disfrutas con un entorno histórico cuidado al detalle, no dudes y hazte con el juego. Déjate envolver por el ambiente más feudal de China, haciendo frente a los guerreros más valientes y temibles.

Dynasty Warriors 9

Puntuación Final - 7.5

7.5

Recomendado

La fama de Dynasty Warriors es más que merecida. Un gran musou que, pese a sus fallos, es merecedor de unas buenas horas de juego y diversión. ¡Explora la antigua China como nunca antes lo habías hecho!

User Rating: Be the first one !
Etiquetas

Aruba Chan

Cosplayer y artista amante del diseño gráfico, de la fotografía y el dibujo. Llevo jugando videojuegos desde que era pequeña, pero siempre guardaré en mi memoria The Legend of Zelda: Ocarina of Time.

Actualidad

Close
X