AnálisisPS4

Raiders of the Broken Planet – Análisis PS4

Este juego va de petarlo

Hoy en día el género shooter es uno de los más explotados y exprimidos, parece muy difícil aportar algo a estas alturas y que cualquier cosa que salga no parezca una copia o recuerde a algo. Evidentemente disparar es disparar, y por eso tiene más mérito que MercurySteam nos haya dado un título como Raiders of the Broken Planet, un juego que pese a tener algunos fallos de ejecución, sin duda tiene tres elementos principales para que quieras jugarlo por encima de otros juegos: personalidad, carisma y una muy buena banda sonora.

The Broken Planet y los Raiders

Los títulos de los juegos por norma general hacen referencia a sí mismos, como viene siendo normal y como es de coherencia, pero en este caso más que nunca, y es que el Planeta Roto tiene una importancia en el argumento que da más sentido al título, pero sobre todo tiene personalidad, una palabra a mi parecer que define este juego.

The Broken Planet, precioso y destruido planeta centro de historia.

En una de las Lunas de Saturno la humanidad hace un descubrimiento sobre una civilización con un material al que llaman Aleph, esto lleva a la humanidad a buscar el planeta de origen de esta civilización a 25 años luz de la tierra. ¿Por qué? Muy sencillo, este material mejora las capacidad de los organismos basados en el carbono y además sirve como combustible para poder realizar viajes espaciales a grandes distancias. La humanidad se convierte en una raza alienígena invasora y, debido a su abuso, provoca que el planeta se fragmente, siendo entonces conocido como “The Broken Planet”. Divididos en bandos y con continuas guerras entre ellos, los humanos son un problema; es por eso que entre los pacíficos habitantes del planeta surge alguien dispuesto a acabar con la tiranía humana y llevar a su pueblo hacia la libertad, usando los medios que sean necesarios. Es por eso que que crea un grupo conocido como Raiders, una mezcla de mercenarios, fugitivos y chusma en general que están dispuestos a hacer lo que sea a cambio de recursos. Pero todo se complica cuando aparece en escena Uras-Beherit, un lunático cuyo único interés es que el universo arda, por simple y pura diversión.

Los Raiders se enfrentan al peligro y a batallas épicas, así queda reflejado en esta ilustración oficial.

Evidentemente estamos ante un juego que busca más el gameplay de por sí que seguir una trama, en este sentido el argumento es bastante sencillo, pero igualmente tiene sus puntos fuertes, donde el más importante reside en sus personajes. Son rudos y gamberros, diseños que muestran verdaderos combatientes, y con una personalidad muy marcada, la cual podemos ver en las secuencias y diálogos que intercalan las misiones. Ayuda muchísimo a darle un contexto y una coherencia a lo que estamos haciendo, ya que pese a su poca relevancia narrativa, tenemos un juego con un valor interpretativo muy grande. Esta interpretación de los personajes, aunque escueta desde cierto punto de vista, queda reforzada por las voces. Estamos ante un acting claro y trabajado, bien diseñado junto con el guión para que en pocas secuencias nos den información sobre cómo son los personajes y entender mejor así su comportamiento, incluso su forma de combatir.

La clave es el combate

En los shooters tenemos dos formas de hacer las cosas a nivel visual: una es en primera persona y otra en tercera. Cada una tiene sus ventajas a la hora de hacer un juego, y dependiendo de cuál se use la experiencia cambia bastante, por encima del simplemente disparar. En este caso MercurySteam a optado una visión en tercera persona, lo cual es un gran acierto, porque explota la faceta táctica del juego, con unas mecánicas de cobertura prácticamente automáticas. Nos acercamos y automáticamente el personaje coge la cobertura, de una manera muy suave a nivel de juego. El cambio de posición dentro de las coberturas es también automática, y la salida de estas tiene cierta resistencia, por lo que es difícil que nuestro personaje salga de la cobertura sin que queramos. Podéis pensar que mi turra sobre las coberturas no tiene sentido, pero lo tiene. En los shooters estamos limitados por el propio medio, el juego trata de disparar y muchas veces la diferencia en cuanto unos juegos y otros es el manejo del armamento, algo lógico y clásico, pero esto acaba siendo insuficiente a la hora de disfrutar nuevas experiencias, y aquí es donde entran las coberturas.

La táctica es una de las claves de este juego, no todo es ir a lo loco.

A la hora de combatir la posición es muy importante, esto lo hemos visto en algunos juegos durante mucho tiempo, y en Raiders of the Broken Planet lo hacen muy bien. La experiencia de combate es muy satisfactoria, rápida, dinámica, con gran importancia sobre el combate cuerpo a cuerpo y las habilidades especiales, y como no con mecánicas de disparo distintas según el personaje y lógicamente el arma que usen. También tenemos un sistema de vidas, algo más clásico pero que encaja perfectamente incluso dentro del argumento. Toda esta mezcla hace que como shooter sea muy notable y algo distinto a lo demás, en este sentido el juego ya me tiene ganado, con un sistema divertido y activo, además de personajes interesantes.

Cuatro raiders y un antagonista

El juego está basado en una serie de misiones que son parte de la historia y a la vez escenario de nuestros combates multijugador. Podremos elegir la misión que queramos cuando queramos sin tener en cuenta el orden, un sistema muy interesante pero con una seria de peros. En cuanto al multiplayer entraremos en un equipo de cuatro jugadores o a veces de uno, que podemos elegir ser nosotros, pero tanto de un lado como otro nos encontramos con un sistema interesante. Si somos los Raiders tenemos que cumplir nuestra misiones acompañados de nuestros compañeros y jugar en equipo. Si elegimos ser Antagonista nos encontramos siendo el malo, o el que debe impedir que los Raiders cumplan su misión; además tendremos un ranking de antagonistas donde podremos aspirar a ser el tío o la tía más puñeteros del Planeta roto. Esto es opcional, no siempre tenemos Antagonista, aunque suele ser lo más divertido.

Los compañeros son muy importantes en este juego, siempre es mejor hacer las misiones en multijugador.

Este modo es muy interesante y entretenido, es una forma de jugar diferente pero que tiene algunas pegas. La primera es que de momento el sistema de matchmaking tiene muchos altibajos, sí que hay momentos que es fácil encontrar partida, pero depende de qué mapa elijamos y por lo general es lento y tarda. Y la segunda es que si por alguna razón al antagonista se le ocurre dejar la partida está acaba, y si, es una victoria sencilla, pero si queríamos enterarnos de la historia toca volver a empezar, y es algo que resulta molesto, al menos si te interesa algo el argumento. Además de esto hay otra pega, el modo solo, se nota demasiado que el juego no está pensado para jugar solo, ya sea porque algunas partes son demasiado exigentes o porque se nota en la propia mecánica. Aquí el juego falla, y teniendo en cuenta que el multiplayer a veces no es posible, se convierte en un perjuicio muy grande. Es una pena porque nos encontramos ante un juegazo con unos errores de base que pueden ser difíciles de solucionar.

Cada vez que ganes podrás elegir qué premio recibir.

Preparación a la batalla

Fuera de lo que es la batalla tenemos la preparación, o lo que es cómo usamos los diferentes puntos y elementos que ganamos. Estos de dividen en:

  • Puntos de Facción: Son los puntos que pueden usar diferentes personajes dentro de una misma facción, nos permiten conseguir cartas de facción para mejorar daño, vida, etc.
  • Puntos de personaje: Se usan para las cartas de personajes, las cuales mejoras habilidades concretas del personaje.
  • Oro: Sirve para crear armas de las que tenemos los planos, conseguir algunos personajes y bloquear cartas para no perder aquellas que nos gustan mucho.
  • Puntos Mercury: Esto es moneda del juego que puedes comprar con dinero real, con el que puedes comprar personajes en caso de no querer hacerlo consiguiendo oro, Skins nuevas o equipaciones extra.
  • Tickets Morados: Sirven para invitar a algún amigo o amiga a algún mapa que no tenga comprado pero tú si, te lo dan al finalizar algunas partidas o se puede comprar con oro o puntos Mercury.
  • Diseños de armas: Las armas tienen diseños distintos que podemos comprar o conseguir en las partidas, siempre es interesante y divertido tener nuevos.
  • Cartas: En este juego las cartas son algo muy curioso, no siempre puedes usar la que quieres, ya que aparecen 4 y debes elegir una, en este caso viene bien lo de bloquear carta aunque cueste oro, es uno de los detalles del juego que lo hacen interesante y variado.

El bueno, el feo y al arte

Raiders of the Broken Planet es un juego lleno de personajes duros y por lo general feos, pero feo no significa mal diseñados. Estamos ante unos diseños muy notables con personajes muy característicos y con elementos visuales que nos hablan sobre ellos, unas expresiones faciales muy logradas y, como he comentado, un acting muy bueno. La calidad gráfica de este juego se ve a simple vista, está bien construido, va fluido y es agradable de ver. Aunque los escenarios están condicionados por el hecho de ser un planeta roto se perciben como interesantes, y el diseño de niveles sabe aprovechar incluso espacios pequeños, haciendo que cualquier parte tenga diversas opciones tácticas. Las conversaciones de los personajes pueden parecer de poca importancia, pero se nota que están bastante trabajadas y tienen pequeños detalles que, como he comentado antes, hablan sobre ellos.

El arte en este juego consigue que la fealdad tenga una gran estética

Estamos ante un shooter hecho con gusto, una idea que se nota trabajada y nacida de una intención de hacer exactamente ese juego. Es aquí donde se percibe el arte en los videojuegos, en lo trabajado de los diseños en relación a la temática del juego y a las opciones gráficas de las que dispone según su generación. Y es aquí donde entra un elemento que completa esto: la música. Ponerle nota a la BSO de este juego no sería fácil, ya que no estamos ante una genialidad nacida de la mente de Ennio Morricone o titanes de este estilo, pero sin duda aquí hay un trabajo que recuerda mucho a una especie de “Western” moderno; encaja perfectamente, y es heroica en cierto punto, muy agradable de oír, derrocha calidad y con un toque de epicidad. No es nada que no hayamos escuchado ya, pero la calidad de esta BSO es algo indiscutible y le da un empaque al juego que lo hace tener aún más personalidad de la que ya tiene.

Juegos que da gusto jugar

Estamos ante una obra con unos gráficos y una solidez admirable que ya quisieran muchos títulos con más publicidad. Una banda sonora perfecta para la ambientación, muy épica y que es agradable de escuchar, además de pegadiza. Unos personajes muy interesantes y con varias capas, que pese a no estar desarrollados de manera extensa, se dejan conocer con detalles y un acting portentoso. Y por último un sistema de combate que, aunque no inventa nada, sabe sacar lo mejor de su género y ofrece una experiencia de juego que es diferente en cada mapa, incluso en cada partida.

Para mí ha sido un placer jugar a este juego. Pensar que España tiene gente programando con tanta calidad me emociona, y pese a los fallos que he mencionado, creo que Raiders of the Broken Planet es un juego notable hecho por gente currante y amante de los videojuegos que tienen mucho futuro y desde luego mucho talento. Por lo tanto creo firmemente que este es un juego que todo el mundo debería tener, sin ser perfecto, es un juego que te va a aportar mucho como jugador y se convertirá sin duda en un indispensable en tu biblioteca.

Raiders of the Broken Planet

Puntuación Final - 8

8

Recomendado

Raiders of the Broken Planet es un shooter de manufactura española, que derrocha calidad y personalidad.

User Rating: 3.61 ( 4 votes)
Etiquetas

Francisco Jose Moreno

Gran Fan del Zelda, Final Fantasy, Metal Gear y largo numero de Etc. Lo mío son los juegos que me divierten simplemente o los que me llegan a la patata. No creo que nadie pueda sentar cátedra en opinar sobre videojuegos.

Actualidad

Cerrar
X