AnálisisPS4

Crash Bandicoot N. Sane Trilogy – Análisis PS4

¡Regresa uno de los clásicos!

Versión analizada: PS4.

¿Quién no conoce al marsupial más famoso de todos los tiempos? ¿Quién no pasó gran parte de su infancia reventando cajas TNT? Bien. Si eres uno de los que no disfrutaron en su día de Crash Bandicoot, aquí os dejo unas cuantas razones para hacerlo ahora.

Nunca es tarde, queridos amigos. Sobre todo cuando te encuentras con un remaster tan cuidado como este.

¡Bienvenidos a N. Sanity Island!

Nada más iniciar el juego, el nuevo doblaje en castellano nos da la bienvenida. Ha sido todo un acierto que el estudio haya optado por esto, dotando así a los personajes de más carisma y personalidad. ¡Cómo si fuese posible hacer más entrañable a nuestro heroico y tonto protagonista!

Por si aún hay alguien que no conozca la historia de nuestro querido Crash, lo resumiré de forma breve. Nuestro objetivo es derrotar a nuestro enemigo el doctor Neo Cortex, frustrando sus planes de dominación mundial. ¿Típico, verdad? Naughty Dog hizo que no lo fuese, consiguiendo que el marsupial se convirtiese casi en la mascota de PlayStation, así como Nintendo tenía a Mario.

Un éxito indiscutible que hizo de estos juegos el clásico que son hoy.

¡Es Crash Bandicoot!

En cuanto entramos al menú se nos abren las opciones de la trilogía, pudiendo elegir qué aventura disfrutar primero. Esto está muy bien, sobre todo si eres como yo, una persona mal acostumbrada a las nuevas generaciones y cuyo manejo en los juegos de plataformas se perdió hace tiempo.

Voy a hacer hincapié en la dificultad de la primera entrega, que es mucho más elevada que sus continuaciones. Para empezar, vamos a hablar del terrible sistema de cámara y perspectiva que nos acompaña en el primer juego. Gracias a esto, la profundidad de escenarios falla de vez en cuando, llevándonos a una muerte irremediable que nos hará perder la cabeza y el auto control. Esto conlleva a que el primer juego sea un camino tortuoso que contiene unos picos de dificultad elevados que no esperábamos encontrar. Vicarious Visions ha hecho todo lo posible por facilitarnos la experiencia, a pesar de que terminaréis queriendo tirar el mando de la consola al suelo. Es la frustración infantil multiplicada por cien.

¿Y qué le vamos a hacer si las primeras entregas tienen un encanto especial?

Por suerte, en Crash Bandicoot 2: Cortex Strikes Back, el juego da un giro de noventa grados. Incluye una nueva forma de poder hacer frente a los diversos niveles que se nos presentan, ya que a diferencia del primero, aquí puedes seleccionar la pantalla que quieras jugar sin necesidad de seguir un orden estricto. Y eso ayuda mucho cuando te atascas en un nivel.

Aunque mucha gente dice que este juego supera con creces a su primera entrega, quizás tengan razón si hablamos del aspecto técnico y de que Crash cuenta con nuevas habilidades como poder lanzarse en plancha sobre los enemigos, deslizarse o agacharse. En mi opinión, la dificultad aquí en general es bastante baja y los niveles me parecen un poco repetitivos. Es la entrega que menos me gusta de las tres que vienen incluidas en el remaster.

Con Crash Bandicoot 3: Warped, Naughty Dog quiso tirar la casa por la ventana, poniendo un broche de oro como cierre final a la trilogía. Sin duda, el mejor de los tres bajo mi punto de vista. La imaginación, el diseño de niveles, los viajes temporales y desbloquear habilidades especiales tras acabar con algunos jefes finales, son el cúmulo de cosas que hacen de Crash Bandicoot 3 una pequeña obra de arte.

Whoa!

El apartado técnico, sonoro y visual está cuidado al detalle. La música ha sido mejorada desde cero y las cinemáticas mantienen la personalidad de la saga, haciendo que recordemos con cariño los días que pasábamos disfrutando de las aventuras de Crash Bandicoot.

La diversidad de enemigos aumenta al comenzar la segunda entrega, mostrando un diseño cuidado de cada uno de ellos y como hará falta utilizar un poder diferente para derrotarlos. Algunos bastará con un giro, otros necesitarán un golpe bajo.

Se mantienen las zonas de bonificación, agradeciendo un respiro dentro de cada nivel y ayudándonos a conseguir vidas extra y manzanas que sumaremos a las que llevemos recogidas en ese momento. Algo que os será muy útil si queréis haceros con los trofeos de la trilogía, así como al ansiado trofeo de platino.

Otro de los puntos que más me han gustado ha sido incluir a Coco como personaje jugable en muchas de las fases de la trilogía. Es un bonito plus añadido a la hora de superar los niveles, dotando al juego de una novedad más que forma parte de los pequeños detalles que han marcado la diferencia en el remaster.

Si no disfrutasteis en su día de estos juegos, ahora tenéis la oportunidad de hacerlo. Os aseguro que pasareis un montón de horas maldiciendo, sonriendo y a lo mejor hasta lloráis en algún nivel de los de la primera entrega. Pero sobre todo, no os arrepentiréis de haber tomado la oportunidad de regresar a las sensaciones del pasado, cuando Crash se convirtió en lo que es hoy, uno de los personajes más famosos de la historia de los videojuegos.

Crash Bandicoot N. Sane Trilogy

Puntuación Final - 8.5

8.5

Recomendado

Crash Bandicoot N. Sane Trilogy es todo un homenaje a uno de los personajes más queridos de los videojuegos. Crash no decepciona y lo demuestra por todo lo alto.

User Rating: Be the first one !
Etiquetas

Aruba Chan

Cosplayer y artista amante del diseño gráfico, de la fotografía y el dibujo. Llevo jugando videojuegos desde que era pequeña, pero siempre guardaré en mi memoria The Legend of Zelda: Ocarina of Time.

Actualidad

Botón volver arriba
Cerrar
X