AnálisisNintendo 3DSPCPS3PS4PSVITAWii UXbox One

Mighty No. 9 – Análisis Wii U

Versión: Wii U. También disponible: Xbox 360, Xbox One, PS3, PS4, 3DS & Vita.

Mighty No. 9 es el intento de resucitar el estilo de juego de Mega Man por parte de Keiji Inafune. El juego tuvo una gran acogida al ser anunciado en la plataforma Kickstarter llegando a reunir varios millones de dolares para su creación, aún así, el juego ha estado rodeado de polémica tras varios retrasos y una demo que no cumplía con lo esperado. ¿Cómo habrá acabado este juego? Vamos a verlo.

En Mighty No. 9 , nos pondremos en la piel de Beck, el Mighty N.º 9, un robot creado por Will White que se ha librado del virus que esta controlando a todos los robots del mundo que estaban activos, incluyendo a los otros Mighty No. a los que tendremos que ir salvando. Beck cuenta con una habilidad especial llamada AcXeleración que le permite no sólo moverse más rápido, sino también absorber el Xel de nuestros oponentes. También tiene el típico cañón “lanza limones” que hereda de Mega Man, aunque no puede cargar los disparos. Pero no será el único personaje controlable, también podremos usar a Call, una androide creada por el doctor Sanda con capacidades de combate muy limitadas, aunque solamente se usa en un nivel de la historia y en los desafíos cooperativos. Y a Ray, aunque este sólo mediante dlc.

La historia comienza con un nivel de introducción, dónde nos enseñan los controles, en el que podremos ver el inició de descontrol causado por el virus. Al acabar este nivel, nos presentaran a Call y Sanda, que junto a Will nos acompañaran mediante consejos durante la aventura y estarán siempre presentes en el menú del juego. Desde este punto, podremos ir a intentar salvar al Mighty No. que queramos, sin un orden establecido, al estilo Mega Man. Según el orden en el que sean salvados, nos echaran una mano en alguna de las pantallas de los otros Mighty No., cosa que también nos ayuda a identificar que habilidad es la que más daño hará al otro Mighty No.

Los niveles de Mighty No. 9 son desafiantes y puñeteros, es muy probable que mueras varias veces aún habiéndote adaptado a las distintas mecánicas jugables que nos ofrece el juego. En estos niveles se abusa un poco del 1HKO, muerte de un sólo golpe, por el fallo más mínimo, cosa que en parte resulta algo pesado por parte de los diseñadores, sobretodo en huecos pequeños por los que unos pocos pixeles pueden matarnos. Para hacer esta mecánica de 1HKO menos molesta, el juego cuenta con varios Puntos de Control, que nos harán la vida más fácil para intentar aprender como pasar por determinadas zonas del nivel, he incluso nos darán algunos potenciadores si perdemos varias vidas, sólo en dificultades bajas. Eso sí, al quedarte sin vidas, vuelta al principio de la pantalla. En estos niveles también encontraremos enemigos a los que deberemos disparar hasta que aparezca un indicador para que usemos AcXelerar en ellos y así poder absorberlos. Según la cantidad simultanea de enemigos absorbida, obtendremos más o menos puntuación.

Al final de cada nivel, encontraremos al jefe, al estilo Mega Man, con una pequeña sala vacía para aumentar la tensión antes de atravesar la ultima puerta. Cada Mighty No. tiene su propio patrón y estilo de combate, lo que hace que las luchas sean muy entretenidas y divertidas sin dejar de ser un desafió, puesto que sin aprender bien los patrones podemos perder muy fácilmente. Durante el combate tendremos que ir golpeando al jefe hasta que se active el indicador de absorción, en ese momento hay que darle con AcXelerar para quitarle la vida. Si tardamos irá recuperando la vida gradualmente. Según lo bien que luchemos, es probable que desbloqueemos alguna bonificación de Fine Play que nos dará unos puntitos extra.

Al acabar con cada uno de ellos, Beck aprenderá sus poderes gracias a AcXelerar, y podremos utilizarlos y cambiarlos en cualquier momento durante el juego mediante la ReXelección. Cada Mighty No. es débil contra el poder de otro, con lo que ponernos el poder adecuado contra el Mighty No. nos dará una gran ventaja en el combate.

Aparte de la campaña, el juego también nos ofrece varios modos de juego extra, Desafío, Desafío Cooperativo, Carrera Online y Acometidas de Jefes. El modo desafío nos ofrece una serie de retos cortos que pondrán a prueba nuestra habilidad. Desafío Cooperativo es algo parecido, con la diferencia de que tendremos que pasarnos los retos con la ayuda de otro jugador con el que tendremos que jugar vía online, uno se pondrá en la piel de Beck, mientras el otro lleva a Call. En Carrera Online, competiremos contra otro jugador para ver quien consigue más puntos al terminar la fase. Y en Acometidas de Jefes, nos enfrentaremos de forma consecutiva a todos los jefes del juego.

La parte gráfica es el talón de aquiles de este juego, pues parece que a Comcept se le ha quedado demasiado grande el 3D. No es difícil encontrar errores en animaciones, texturas que parecen hechas al ultimo minuto, destrucciones insulsas, modelos de personajes que no acaban de estar bien y principalmente, los efectos especiales de explosiones, agua y algunos ataques son básicamente horribles de ver. Hay zonas del juego que gráficamente no parecen estar ni terminadas. Es probable que todos estos errores habrían podido ser evitados de haber usado un estilo gráfico en 2D o 2’5D, pero la decisión tomada por el equipo de Inafune al utilizar un motor en 3D, no ha sido precisamente una buena.

Si bien en la parte gráfica flaquea, al menos la parte jugable es muy solida. El control de Beck es bueno y las veces que moriremos serán más culpa nuestra que del control, aunque alguna muerte por cosas raras existirá. La habilidad, AcXelerar, es la parte más importante de este juego, y su domino es muy importante para poder completar el juego, ya que sin su uso no podremos ganar a ningún jefe y es muy útil para avanzar por las fases rápidamente, aunque su utilización para todo resulta un poco pesada.

La BSO de Mighty No. 9 es una delicia, en todo momento podremos escoger entre la BSO normal o una versión de 8 bits de la misma que traerá recuerdos a todo nostálgico. En contraste con la BSO, encontramos el doblaje que es algo malillo en su versión inglesa, la japonesa en comparación tiene mucha más calidad.

Por lo que hace a la duración, lo que te dure el juego depende mucho de tu habilidad con el mismo, siendo posible terminar la historia en 3-4 hpras o más. Pero no os preocupéis, puesto que tras pasarnos por primera vez el juego, desbloquearemos los modos de dificultad, difícil, hyper y maniático con lo que podremos seguir exprimiendo el juego.

Mighty No. 9, es un Mega Man y a la vez no. En este juego no encontraremos un robot luchador, más bien un robot acelerador. Si bien se nota la influencia de Mega Man, la mecánica de AcXelerar rompe ese estilo convirtiéndolo en algo nuevo, que puede gustar o no gustar. Si no has jugado a ningún juego de Mega Man, Mighty No. 9 es un juego que podría recomendarte, pero si eres fan de la saga del robot de Capcom, puede que no encuentres lo que buscas aquí. Aún así, Mighty No. 9 es un juego que cumple, pero a la vez no parece terminado del todo. Es una situación extraña y decepcionante puesto que tiene un potencial que no aprovecha del todo.

Etiquetas

Guillermo Nicolau

Los videojuegos son mi pasión. Desde muy pequeño siempre he estado rodeado del mundillo gracias a mis hermanos mayores que me dieron acceso a todo, desde lo retro a lo moderno. Espero poder diseñar mis propios juegos en el futuro.

Actualidad

Botón volver arriba
Cerrar
X