AnálisisSwitch

Ultra Street Fighter II: The Final Challengers – Análisis Switch

Versión analizada: Nintendo Switch.

Considerado el boom de los juegos de lucha en la década de los 90, Street Fighter II marcó un antes y un después en el género; primero en los salones arcades, donde fue el rey indiscutible, y después llegando a las consolas domesticas con esa guerra encarnizada entre Super Nintendo y Mega Drive. Con unos sprites como puños, una mecánica de juego pulida y, por supuesto, unos personajes inolvidables que convertirían al título de Capcom en un fenómeno social.

Queda ya lejos el año 1991 y hemos tenido muchísimas entregas de esta mítica saga, desde los geniales Street Fighter IVStreet Fighter 3 Third Strike, a otras no tan bien paradas como pueden ser los Street Fighter EX que pretendían acercar al mundo tridimensional que se empezaba a poner de moda, pero no con satisfactorios resultados. Por suerte, este Ultra Street Fighter II: The Final Challengers está más cerca del primer grupo que del segundo.

No vamos a mentir, no estamos ante un producto completamente nuevo, considero a Ultra Street Fighter II: The Final Challengers como una especie de “remake” del  Super Street Fighter II Turbo HD Remix que apareció hace unos años como título descargable en PlayStation 3 y Xbox 360. Entonces ya funciono bastante bien, funciona ahora y seguirá funcionando dentro de 20 años.

Una plantilla de personajes mítica que derrocha carisma, con dos nuevas incorporaciones.

Here Comes a New Challenger

Lo primero que llama la atención es el apartado visual que coge los antiguos sprites y los reformula cogiendo la estética de los cómics de Udon de Street Fighter. En ese aspecto el juego luce bien, tanto en la pantalla de Switch como en el televisor. Si prefieres revivir el clásico como lo recordabas en los salones recreativos o en tu consola de 16 bits, podrás activar el filtro desde el menú opciones. Con la banda sonora también podremos alternar entre las pistas más clásicas o remezcladas con nuevas voces, etc. Una opción a aplaudir, ya que nunca se acertaría si se hubiera elegido una de las dos dinámicas, habrá a quién le encante volver al pasado o a quién prefiera el nuevo aspecto gráfico.

En cuanto a los personajes, nos encontraremos con el roster completo original, incluyendo dos nuevas adquisiciones; Evil Ryu y Violent Ken, que aunque son una novedad, no son un cambio significativo del título. Quizás se sienten un poco desbalanceados si los comparamos con el roster clásico, da la impresión que son solo una mera inclusión para aportar alguna novedad a un roster de personajes ya de por sí bastante completo.

Se han mejorado los inputs de los movimientos y se ha reajustado el daño de cada ataque, entre otros cambios. Vega no recupera su garra en combate, por ejemplo, ahora podremos escapar de los agarres e incluso se han corregido algunos exploits de anteriores versiones.

Los joy-con, tanto en modo portátil como en pantalla, responden bastante bien, más de lo que podría haber imaginado. Aunque está claro que si tienes un mando pro, no hay mejor videojuego para usarlo que aquí.

Ryu y Ken, uno de los combates más míticos de la saga.

Modos de juego, más allá del Modo Arcade

Entre las distintas opciones del menú, tendremos el ya clásico modo Arcade, que cuenta con hasta ocho dificultades diferentes: superfácil, muy fácil, fácil, normal, difícil, muy difícil, maestro y leyenda. Así podremos adaptar la dificultad a nuestro nivel mientras vamos mejorando y progresando; un reto que se agradece. Además, también podremos delimitar el número de rondas, el tiempo o incluso grabar la repetición para la Galería. Lo que sí he echado en falta son las míticas fases de bonus; una pena que no hayan sido incluidas en esta versión.

Otro modo donde pasaremos infinidad de horas es el Versus, que nos permite disputar combates sueltos, bien contra la CPU o bien contra un amigo. Tampoco faltará un modo entrenamiento, con las opciones habituales (activar Super Combo infinito, elegir la postura del rival… etc).

Otra de los nuevos modos para esta versión es el modo Combate Dúo, que no es ni más ni menos que la posibilidad de pelear junto con un amigo o la CPU contra los enemigos más poderosos del juego, es decir un 2 vs 1.  Esta mecánica es interesante en el sentido que puedes compartir el juego junto a alguien ajeno a la franquicia o un niño pequeño.

El Camino del Hadou, el modo en primera persona que se anuncia como una de las grandes novedades de esta versión, intenta sacar partido a los joy-con, pero no deja de ser un intento fallido.  En este modo utilizaremos a Ryu a medida que nos enfrentamos a numerosas olas de esbirros de M. Bison utilizando técnicas como el Hadoken, Shoryuken, Tatsunamak. En la práctica no todo es tan bonito, la respuesta de los joy-con mucha de las veces no es la correcta, aparte que como experiencia de juego es bastante aburrida y monótona, seguramente sea un modo de juego que probemos una vez por curiosidad y no volvamos a usar.

Podremos modificar las tonalidades de colores de todos los luchadores.

Otra de las opciones interesantes es la de Cambiar Colores, con la cual podremos modificar las tonalidades y colores de cada luchador. Otra opción que se agradece es la de poder ver nuestras estadísticas de forma detallada, donde podremos visualizar desde unas estadísticas generales o nuestros mejores récords con cada personaje.

Matchmaking

Para probar nuestra destreza en el terreno online, podremos elegir combatir con rango o sin él, dándole más emoción al asunto o dejando de lado el estrés y disfrutar tan solo de la partida. Finalmente, el poder disfrutar de nuestra clasificación y ver cómo vamos ascendiendo, es lo que hace realmente que nos acabemos picando y que nuestra meta sea mejorar en el título.

Cada vez que ganemos una partida obtendremos PP para ir escalando puestos, algo ya visto en las recientes entregas de Street Fighter. La espera entre partida y partida es corta, como mucho hay que esperar unos 20 segundos en encontrar rival. También podemos definir de que región es el oponente con el que queremos luchar. Ya en la selección de personaje, en ningún momento verás que selecciona el rival; aunque ya os digo que el modo online está plagado de los típicos Ryu y Ken…

En cuanto a la estabilidad de juego online, de vez en cuando he sufrido combates con lags, incluso congelaciones bastante molestas, no puedo asegurar si esto es debido a la conexión del rival o los servidores del juego. Tampoco hay forma de comunicarse con los otros jugadores, ni por chat de voz o texto.

Conclusiones

Estamos posiblemente ante la mejor versión del clásico de los 90, una excusa perfecta para para revivir o descubrir por primera vez el mito de Capcom. Posiblemente lo que puede echar atrás a muchos compradores es su precio, un poco difícil de justificar aún con las novedades incluidas, pero aún así y dadas las nuevas posibilidades que nos ofrece Nintendo Switch sigue siendo un título increíblemente divertido. Con un rendimiento de 1080p y 60 fps en el modo pantalla, y de 720p y 60 fps en el modo portátil, tendremos una experiencia prácticamente perfecta. Ya queda en vosotros decidir si comprarlo o no.

Ultra Street Fighter II: The Final Challengers

Puntuación Final

Estamos posiblemente ante la mejor versión del clásico de los 90, una excusa perfecta para para revivir o descubrir por primera vez el mito de Capcom.

User Rating: Be the first one !
Etiquetas

Cristian Fernández

Software developer & Web developer. A todos los tontos les da por algo y a mí me dio por los videojuegos.

Actualidad

Close
X