AnálisisPSVITA

God Eater 2: Rage Burst – Análisis PS Vita

Versión: PlayStation Vita. También disponible: PlayStation 4 y PC.

Es un hecho que Sony no ha destacado esta generación en el mercado portátil. La primera consola portátil de Sony, PSP, vendió cerca de 80 millones de unidades, frente a los 160 millones de Nintendo DS. En los últimos años hemos visto cómo esa brecha aumentaba de forma casi exponencial con las herederas de dichas consolas. Mientras Nintendo 3DS arrasaba en la escena portátil, PS Vita quedaba relegada a mando de PlayStation 4, con un catálogo muy pobre basado en remakes, clones de Monster Hunter y versiones lite de juegos de la consola de sobremesa de Sony.

Y es que Monster Hunter fue la razón por la que PSP se mantuvo a flote. La saga de Capcom era indudablemente lo mejor del catálogo de la portátil y no es de extrañar que acabaran surgiendo imitadores buscando un éxito similar a rebufo de la misma. Así surgieron sagas como God Eater, que poco disimula el parecido con el juego de Capcom.

God Eater 2: Rage Burst es, precisamente, un remake de God Eater 2 con algunos añadidos, un clon de Monster Hunter y, cómo no, una versión más pequeña del juego de PlayStation 4.

Este ARPG desarrollado por Shift y distribuido por Namco Bandai Entertainment nos sitúa en el año 2074, un futuro post-apocalíptico en el que la humanidad ha sido arrasada por unas bestias llamadas Aragami. Fenrir, una organización creada para mantener a raya a los Aragami, será el epicentro de nuestra aventura.

Fenrir ha desarrollado unas armas especiales a partir de las Células Oráculo que conforman los Aragami, las conocidas como God Arcs. Solo unos pocos elegidos, los llamados God Eaters, poseen el potencial genético para blandir las God Arcs y dañar a los Aragami. Y ahí entramos nosotros.

El juego nos pone en la piel de un miembro de Sangre, División de Élite de Fenrir, que posee unas cualidades superiores a las de un God Eater normal. Nuestro objetivo será acabar con los Aragami más duros e investigar un extraño fenómeno conocido como “Lluvia roja”, el cual causa una rara enfermedad.

Una historia que te hará sangrar

En sí, la idea que plantea el juego no está nada mal. La trama se desarrolla 3 años después de la primera entrega, aunque en un principio cambiamos de lugar y protagonista.

Lo más reseñable es la constante desconexión que hay entre la historia y la jugabilidad del título. Pese a que hay un intento por hilar las misiones en un hilo argumental, no te sientes partícipe de ella en ningún momento.

Uno de los puntos a favor del argumento es la gran cantidad de personajes que encontrarás en la aventura. Cada uno de ellos tienen su propio trasfondo y personalidad y aportan diferentes pinceladas a la trama. Eso sí, no dejan de ser un conjunto de clichés.

Y es en los personajes, precisamente, donde se nota más la influencia del manganime japonés, especialmente en los personajes femeninos. Tenemos la científica sexy, que se esfuerza por ser sexy; la sirvienta sumisa, que se esfuerza en ser sumisa; la gatita simple y glotona, cuyos diálogos se pueden resumir en el hambre que tiene… El juego no aprueba el Test de Bechdel, lo cual es grave en un título con tantos personajes femeninos y un protagonista mudo.

Entre misión y misión recibimos mails de nuestros compañeros, los cuales nos ofrecen a detalles de las consecuencias de la misión que acabamos de terminar, información útil sobre objetos disponibles y una mejor idea su personalidad. Es un aspecto bastante logrado y de agradecer, aunque no deja de ser molesto que nos digan lo que ha pasado en lugar de enseñárnoslo directamente o hacernos partícipe de ello.

Gran parte del trasfondo de la historia está en la Base de Datos, un archivo donde podemos leer sobre cada uno de los elementos que forman la historia, ya sean armas, Aragami, personajes, lugares, eventos ocurridos en el pasado, etc. Es de lo más interesante que nos ofrece el juego a nivel argumental. Eso sí, mantiene la sensación de que la historia va aparte.

El fuerte está en sus mecánicas

La jugabilidad es el aspecto más fuerte de God Eater 2: Rage Burst. La variedad de armas y habilidades, sumado al gran número de personajes, nos permiten elaborar estrategias complejas para enfrentarnos a los Aragami más poderosos.

Nuestra God Arc tiene dos modos, cuerpo a cuerpo y a distancia. Dentro de las armas cuerpo a cuerpo encontramos Espadas (cortas, largas y mandobles) y armas de asta (martillos, lanzas y guadañas), mientras que dentro de las armas a distancia tenemos rifles de francotirador, carabinas, cañones y escopetas. Además, podemos personalizar el tipo de Escudo que llevará nuestra God Arc, así como su núcleo y las habilidades que queremos proporcionarle.

También podemos devorar a los Aragami con nuestras God Arc, lo cual nos deja vulnerables unos segundos, pero a cambio obtenemos un boost a las estadísticas y balas especiales para nuestro modo a distancia. Una vez derrotado el Aragami, tenemos la posibilidad de devorarlo otra vez para obtener materiales para la fabricación de armas y trajes.

No solo tenemos la posibilidad de personalizar nuestra God Arc como mejor nos convenga, sino que también podemos elegir las habilidades de nuestros compañeros mediante los Puntos de Habilidad que irán adquiriendo con el tiempo.

La kinestética es muy buena en combate, haciendo que las batallas sean dinámicas y fluidas y exigiéndonos un buen tiempo de reacción para esquivar los golpes o pararlos, según el enemigo y la circunstancia.

La inteligencia artificial de los Aragami deja bastante que desear, siendo muy fácil acostumbrarse a sus patrones y exterminarlos sin mayor complicación, especialmente si eres un jugador experto. El juego establece un sistema por el cual los enemigos sufrirán más daño en algunas partes de su cuerpo y serán débiles o resistentes a determinados elementos. Además, cuando sufran una determinada cantidad de daño, romperemos el vínculo de las células de la zona que les estemos castigando, e incluso podremos provocar que entre en cólera.

Pese a que los controles son intuitivos y las batallas resultan divertidas (aunque fáciles) al principio, al cabo de unas horas el juego se torna muy repetitivo. En todas las misiones de la historia principal tenemos que exterminar a un grupo de Aragami, sin ninguna dificultad añadida como proteger a un aliado o evitar que un Aragami llegue a determinada zona, lo cual sí ocurre según la historia.

Por lo menos el juego ofrece un gran número de misiones, tanto principales como secundarias, y un modo multijugador que podrás explotar si encuentras a alguien con una PS Vita.

Pongámonos más técnicos

El diseño de los Aragami, los personajes y las armas es bastante bueno, y hace que el juego, en determinados momentos, resulte muy agradable a la vista. Sin embargo, lo que Shift da, Shift quita, y las espectaculares batallas quedan apagadas por unos entornos bastante insulsos. Los enemigos, otro de los puntos fuertes del juego, tampoco son tan variados como me gustaría.

Los escenarios se repiten hasta la saciedad, lo cual no sería necesariamente un problema si no fuera porque son excesivamente pequeños y están prácticamente vacíos. Además, la mala gestión de las cinemáticas y escenarios provoca que cueste formar una imagen del mundo en el que se desarrolla el juego.

En el apartado sonoro poco malo hay que decir. La banda sonora es bastante buena y está bien empleada. El doblaje al inglés está bien hecho, no como los subtítulos al castellano, los cuales tienen una interpretación muy libre y alguna que otra errata.

Conclusiones

God Eater 2: Rage Burst no es per se un mal juego, sino un juego mediocre. Tiene detalles muy buenos, pero mal implementados. Si la historia no tuviera tantas pretensiones y la dificultad fuera un poco más elevada, las mecánicas de combate y la kinestética que nos ofrece el título harían el resto.

El juego incluye una copia de God Eater: Resurrection, además de ser Cross-buy, lo cual hace que pese a todas sus carencias sea una compra asequible. Si eres fan de los ARPG, no te disgustan las “japonesadas” que incluye el juego y no eres demasiado exigente con la historia, es muy probable que este juego te guste.

Etiquetas

Navi Games

Navi Games es una página de actualidad sobre videojuegos desde el punto de vista de jugadores.

Actualidad

Cerrar
X